Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

Edwin Morales (centro) denunció que todavía hay estudiantes que desconocen a qué escuela serán trasladados tras el cierre de planteles.
Edwin Morales (centro) denunció que todavía hay estudiantes que desconocen a qué escuela serán trasladados tras el cierre de planteles. (Teresa Canino Rivera)

El vicepresidente de la Federación de Maestros de Puerto Rico, Edwin L. Morales, sostuvo ayer que el Departamento de Educación (DE) no está listo para el comienzo de clases, según las situaciones que han presenciado en los planteles que han visitado los pasados días.

El líder sindical sostuvo, entre otras cosas, que faltan sobre 1,000 plazas de maestros por nombrar e innumerables reparaciones por hacer en las escuelas que han sido señaladas como receptoras por Educación. “Creemos que este es el peor inicio de curso en décadas donde, al sol de hoy, en agosto, muchas escuelas no tienen idea de las organizaciones escolares que fueron impuestas de nivel central”, sostuvo Morales en conferencia de prensa.

La secretaria de Educación, Julia Keleher, reconoció ayer que faltan reparaciones por hacer. Pero no ofreció una cifra oficial de las plazas docentes vacantes.

Al abundar sobre los problemas que enfrenta el sistema público, Morales dijo que aún hay estudiantes que desconocen la escuela a la que serán trasladados, y otros no cuentan con el servicio de transportación escolar. Mientras, alegó que algunos maestros fueron declarados excedentes a pesar de que eran necesarios en la escuela que estaban asignados.

“Nos sorprende el grado de ineptitud e improvisación que se ha impuesto por implementar las políticas de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF). Implementan el proceso de privatización de escuelas y terminan imponiéndole la crisis a nuestros niños y estudiantes para que unos sectores se puedan seguir enriqueciendo”, señaló el educador.

Reconoció que otros años académicos han comenzado con problemas similares, pero en esta ocasión, dijo, las situaciones están generalizadas.

A modo de ejemplo, mencionó que en la escuela Benjamín Harrison, en Cayey, faltan nueve maestros por nombrar, incluyendo los de nivel vocacional.

Igualmente, que la escuela Manuel Mediavilla Negrón, en Humacao, no comenzará clases hasta el 20 de agosto por falta de personal docente. En este último caso, Educación negó la información.

La organización magisterial anunció un paro de labores para este miércoles. La concentración saldrá a las 10:00 a.m. de la Plaza Colón, en el Viejo San Juan, hasta La Fortaleza.

Al llamado de paro, se unió la Asociación Puertorriqueña de Profesores Universitarios (APPU) ante los recortes que también ha sufrido la Universidad de Puerto Rico (UPR).