El líder norcoreano Kim Jong-un. (AP)

El Servicio Nacional de Inteligencia (NIS) de Corea del Sur cree que el líder norteño, Kim Jong-un, no se sometió a ningún procedimiento médico recientemente, tal y como indicaron informaciones publicadas durante los 21 días que el dictador estuvo ausente de eventos públicos.

"Se considera que Kim no se sometió a ninguna operación o procedimiento médico relacionado con su corazón", explicó, en declaraciones que recogió la agencia Yonhap, el parlamentario del gobernante Partido Democrático Kim Byung-kee tras participar hoy en una sesión de la comisión de inteligencia.

En dicha sesión a puerta cerrada compareció, entre otros, el director del NIS, Suh Hoon.

Los medios norcoreanos publicaron imágenes de Kim Jong-un el pasado sábado por primera vez en 21 días, un lapso en el que líder se ausentó de eventos importantes, incluidos los del 15 de abril, principal festivo nacional.

En ese contexto, marcado a su vez por la pandemia de coronavirus y la tradicional opacidad del régimen norcoreano, distintos medios publicaron informaciones, citando siempre fuentes anónimas, en las que se hablaba de hipotéticos procedimientos cardíacos o de que incluso el líder supuestamente habría fallecido.

Los representantes del NIS dijeron ante la comisión que incluso un procedimiento cardiovascular sencillo habría requerido de cuatro o cinco semanas de recuperación (la ausencia de imágenes de Kim en los medios norcoreanos duró solo tres semanas).

No obstante el NIS sí subrayó que Kim solo ha aparecido en 17 ocasiones en la propaganda estatal este año, un número inusualmente bajo, por lo que no se descarta que su ausencia haya estado ligada con el coronavirus.

"Corea del Norte se ha aferrado a la postura de que no hay infecciones (en su territorio), pero dado que hubo numerosos intercambios humanos con China antes del cierre de su frontera en enero, no podemos excluir la posibilidad de un brote de coronavirus en el Norte", estimó un representante de la inteligencia surcoreana ante la comisión.

El NIS también indicó que el cierre de fronteras está afectando económicamente a Corea del Norte.

Los datos de las aduanas de China, su principal socio comercial, mostraron que en marzo apenas exportó comida a su empobrecido y aislado vecino.

Esto habría provocado subidas en los precios de productos básicos y compras compulsivas de determinados bienes por parte de ciudadanos norcoreanos.


💬Ver 0 comentarios