Un oficial de policía de inmigración y un perro de búsqueda inspeccionan un paquete que contiene suministros médicos de Estados Unidos en el aeropuerto de Toluca, México. (AP)

Ciudad de México - México recibió este martes 211 respiradores y equipo médico procedente de Estados Unidos en el primer envío de la ayuda que el presidente Andrés Manuel López Obrador le solicitó al mandatario estadounidense Donald Trump el mes pasado.

A mediados de abril, López Obrador realizó una llamada telefónica con Trump en la que le solicitó la ayuda para conseguir 1,000 ventiladores y equipamiento para terapia intensiva para hacer frente al pico de la epidemia de COVID-19 en el país.

“Queremos agradecer muy cumplidamente al gobierno de Estados Unidos, especialmente al presidente Trump, porque a raíz de esa llamada se ocupó de que esto fuera una realidad”, dijo el canciller mexicano Marcelo Ebrard. “Como dice el dicho, cuando hay adversidades es cuando conoces quiénes son tus amigos”.

De acuerdo con Ebrard, los equipos recibidos en el aeropuerto de Toluca, al norte de la capital, son fabricados por la empresa suiza Hamilton y llegaron en cuatro modelos diferentes, con precios que van de los $16,000 a los $24,000.

Ebrard informó que los ventiladores arribaron al país en un avión de la compañía de mensajería FedEx procedente de Reno, Nevada, con una escala en Memphis, Tennessee.

Del total de ventiladores, 189 los va a distribuir el Instituto de la Salud para el Bienestar y el resto será para los hospitales de la Secretaría de Marina.

López Obrador agradeció a Trump el envío y reiteró que le gustaría tener una reunión con él para agradecerle por la ayuda en momentos de crisis.

“Hay buena relación con el presidente Trump, pero vamos a esperar en la agenda si se da el encuentro para tratar básicamente dos temas: uno expresar solidaridad con el pueblo estadounidense y el agradecimiento por el apoyo para enfrentar la pandemia. Hoy ya tienen los primeros ventiladores que nos consiguieron por gestión del presidente Donald Trump, esto es importante”.

Hasta el lunes por la noche México reportaba 24,905 casos de COVID-19 y 2,271 defunciones.

Las autoridades sanitarias estiman que el pico de contagios se alcanzará esta semana y a partir de la próxima la demanda de atención hospitalaria irá en aumento.

Hasta ahora la capital del país, donde viven más de 20 millones de personas, es el área que tiene el mayor número de personas infectadas y donde comienza a darse una saturación hospitalaria que ha obligado a las autoridades a crear espacios de atención adicionales.

El domingo se anunció que el autódromo de los Hermanos Rodríguez, uno de los emblemáticos escenarios deportivos del país, será transformado para convertirse en una unidad de atención a pacientes con coronavirus.


💬Ver 0 comentarios