Rescatistas se preparan para trabajar en una mina de carbón cerca de la ciudad de Kemerovo.
Rescatistas se preparan para trabajar en una mina de carbón cerca de la ciudad de Kemerovo. (The Associated Press)

Moscú — Un total de 52 personas, entre mineros y personal de rescate, han muerto en el incendio registrado en una mina de carbón en Siberia, de acuerdo con reportes de agencias de noticias rusas.

Las autoridades habían indicado previamente que los rescatistas encontraron 14 cuerpos y que los esfuerzos por rescatar a 38 personas atrapadas en la mina se habían suspendido por cuestiones de seguridad, debido a la presencia de gas metano explosivo y una concentración elevada de gases tóxicos de incendio.

Las agencias estatales rusas Tass y RIA-Novosti citaron a funcionarios de emergencias al reportar que no hay posibilidades de encontrar sobrevivientes.

La agencia de noticias Interfax citó a un representante del gobierno regional que también fijó la cifra de muertos del incendio del jueves en 52.

El accidente ocurrió en la región de Kemerovo, en el suroeste de Siberia. El polvo de carbón prendió y el humo llenó con rapidez la mina de Litsvyazhnaya a través del sistema de ventilación, según dijo la agencia estatal rusa Tass, que citó a un responsable de emergencias no identificado.

En el momento del siniestro había 285 personas en la mina, de las que 239 fueron evacuadas y otras 46 seguían atrapados bajo tierra, indicó en su canal en la plataforma de mensajería Telegram el gobernador de Kemerovo, Sergei Tsivilyov.

En un mensaje posterior, Tsivilyov manifestó que un total de 49 heridos habían pedido asistencia médica, y 38 fueron hospitalizados. Antes había informado de 60 personas atendidas, y no aclaró el motivo del cambio de cifra.

El ministro ruso en funciones de Situaciones de Emergencias, Alexander Chupriyan, había informado antes de 44 mineros hospitalizados con lesiones.

El Comité Investigador de Rusia inició una pesquisa penal sobre el incendio por posibles infracciones de regulaciones de seguridad con resultado de muerte.

Mientras, el presidente Vladimir Putin expresó sus condolencias a las familias de los mineros fallecidos y ordenó al gobierno que prestara toda la asistencia necesaria a los heridos, según dijo a la prensa el portavoz de Putin, Dmitry Peskov.

En 2016, 36 mineros murieron en una serie de explosiones de metano en una mina de carbón en el remoto norte del país. Tras el incidente, las autoridades analizaron la seguridad de las 58 minas de carbón en Rusia y declararon a 20 de ellas, o el 34%, como posiblemente inseguras.

La mina de Litsvyazhnaya en la región de Kemerovo no estaba en esa lista, según reportes en medios.

La última inspección de la mina se hizo el 19 de diciembre, según Interfax, que citó a miembros de Rostekhnadzor, la agencia estatal rusa de supervisión de ecología y tecnología. El reporte no dio detalles sobre el resultado de la inspección.

Según Tass, la rama regional de Rostekhnadzor también inspeccionó la mina en abril y documentó 139 infracciones distintas, incluidas algunas contra las normas de seguridad contra incendios.

💬Ver comentarios