Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Unas mujeres rezan frente a una iglesia cerrada en Jerusalén, el domingo 5 de abril de 2020. (AP)
Unas mujeres rezan frente a una iglesia cerrada en Jerusalén, el domingo 5 de abril de 2020. (AP)

Jersusalén — Un pequeño grupo de monjes franciscanos y fieles católicos salieron a las calles del barrio cristiano de Jerusalén este domingo para distribuir ramos de olivo, luego de que la tradicional procesión del Domingo de Ramos fue cancelada por las restricciones impuestas para contener la propagación del nuevo coronavirus.

💬Ver comentarios