Douglas Leff, director de la división de San Juan del FBI, indicó que el caso está en manos del fiscal Jonathan Gottfried. (GFR Media)

La división de San Juan del Negociado Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) arrestó en la noche del miércoles a Randy Rivera Nevarez y a Domingo E. Bruno Cotto en Toa Baja por cargos de cometer carjackings y provocar daño corporal severo a sus víctimas.

Rivera Nevarez y Bruno Cotto enfrentan los cargos antes mencionados, mientras que contra Rivera Nevarez también pesa un cargo por violación a la Ley Hobbs por "interferir con el comercio mediante amenazas o violencia".

De ser encontrados culpables, ambos acusados podrían cumplir una pena máxima de 25 años en una cárcel federal. Rivera Nevarez también podría recibir una condena adicional de 20 años por la violación a la Ley Hobbs.

Douglas Leff, director de la división de San Juan del FBI, indicó que el caso está en manos del fiscal Jonathan Gottfried y que la investigación del FBI continúa.


💬Ver 0 comentarios