La foto muestra las armas de fuego, municiones y drogas que cargaba el individuo al momento de ser arrestado. (Suministrada)

Un hombre que andaba fuertemente armado por una calle de la barriada San José en Hato Rey fue encontrado casualmente por agentes del Negociado de la Policía que trabajaban con otro caso por el área y se percataron de su presencia.

Según el informe preliminar de la Uniformada, al hombre de 30 años de edad se le ocupó un rifle AR-15, tres cargadores de esa arma y 89 municiones calibre .223.

La Policía indicó que el individuo también portaba una pistola semiautomática Glock modelo 34, calibre 9 milímetros, así como 218 municiones y cuatro cargadores de esa arma.

Los agentes investigaban una escena de asesinato en la calle Céuta, intersección con la calle Blane de la barriada San José.

En comunicado de prensa, la Policía indicó que agentes de la unidad de inteligencia criminal del Cuerpo de Investigación Criminal (CIC) de San Juan realizaban la búsqueda de un sospechoso cuando "se percataron de un individuo armado, dándole el alto, pero la persona comenzó a correr. El individuo se internó en una residencia y al entrar a la misma los agentes arrestaron a la persona".

El detenido había sido procesado anteriormente por violación a la Ley de Armas y al momento se encontraba en probatoria federal, por lo que fue entregado a las autoridades del gobierno de Estados Unidos.

Además de las armas, le ocuparon dos bolsas de marihuana, 62 envases de anestesia para caballos, una cubierta para chalecos antibalas, dos bolsas de heroína, dos bolsas de cocaína, un radio de comunicación, 801 decks de heroína, parafernalia, $3,318 en efectivo y teléfonos celulares.


💬Ver 0 comentarios