Esteban Pagán Rivera
💬

Más respeto para nuestros futbolistas, por favor

En Puerto Rico no es fácil ser un atleta de alto rendimiento. Las ayudas económicas escasean, y si te dedicas a un deporte fuera de los tradicionales como baloncesto, béisbol boxeo o voleibol, la cuesta es más empinada.

Hace diez años, con la franquicia de Puerto Rico Islanders en puro apogeo, el futbolista local vio una oportunidad profesional a la cual aspirar. Con ese panorama, se comenzaron a desarrollar jugadores como Héctor “Pito” Ramos y Andrés Cabrero, quienes eventualmente formarían parte de la Selección Nacional.

Pero el proyecto Islanders se desmoronó y el fútbol puertorriqueño no ha logrado establecer una sólida liga superior. Esto ha dejado a la deriva a muchos futbolistas locales, que ven cada vez más complicado aspirar al profesionalismo.

Ramos, el goleador histórico de la Selección Nacional, ha tenido la dicha de poder jugar fuera de la isla y está activo en El Salvador. Pero la gran mayoría de nuestros jugadores, quienes la tienen muy difícil a la hora de conseguir contratos en el exterior, tienen que optar por las ligas superiores de Puerto Rico y alternar eso con otro trabajo para poder pagar las cuentas.

Esa es la realidad de la mayoría de nuestros mejores futbolistas.

Por eso me ha causado mucha molestia lo ocurrido con algunos futbolistas locales, específicamente Ramos. El pasado lunes, el entrenador de la Selección Nacional, Elgy Morales, dijo que no había convocado a Ramos para la Liga de Naciones debido a que el jugador se había negado a jugar.

Ramos luego acudió a las redes sociales para desmentir a Morales. Según escribió, nunca se había negado a jugar con la Selección, y abundó que de la Federación Puertorriqueña de Fútbol le habían comunicado que la Selección comenzaría un recambio generacional, por lo que no lo estarían llamando a él ni a futbolistas como Cabrero o Joseph “Jackie” Marrero.

Otros exintegrantes de la Selección como Cabrero y Juancho Vélez también acudieron a las redes para apoyar a Ramos y criticar el actual cuerpo técnico de la Selección.

No conozco la intención de Morales al alegar inicialmente que Ramos sí había sido convocado. Lo que sí me apena y me molesta es que nuestros futbolistas, marginados por la realidad deportiva de Puerto Rico, tengan que experimentar este tipo de polémica o hasta rechazo por parte de quienes se supone que los protejan y velen por sus intereses.


Otras columnas de Esteban Pagán Rivera

miércoles, 6 de mayo de 2020

Los “atrevidos” del mundo deportivo

Las decisiones de La Liga de España, la Bundesliga de Alemania y la UFC de retomar sus actividades deportivas son atrevidas, pero, a la misma vez, valientes y necesarias, escribe Esteban Pagán