Google tiene el buscador más utilizado en el mundo. (Shutterstock)

San Francisco - Los fiscales generales de Puerto Rico y cuatro estados (Florida, Nevada, Montana y Alaska) se sumaron este martes a la demanda antimonopolio contra Google presentada en diciembre pasado y liderada por Texas, uno de los frentes judiciales abiertos contra la compañía.

El fiscal general de Texas, el republicano Ken Paxton, informó en un comunicado los nuevos apoyos en su batalla judicial contra el gigante de internet, se suman a los otros diez que ya formaban parte de la querella original, lo que sitúa el total de estados y territorios demandantes en quince.

Me enorgullece dar la bienvenida a Alaska, Florida, Montana, Nevada y Puerto Rico a nuestra querella multiestatal contra el gigante tecnológico monopolista. Lo ocurrido hoy resalta el amplio consenso que las prácticas de Google requieren de una respuesta ágil bajo las leyes de protección a la competencia y a los consumidores”, apuntó Paxton.

La querella liderada por Texas se centra en la tecnología que la compañía del buscador más usado del mundo utiliza para conectar a compradores de espacios publicitarios online con vendedores, algo que Paxton considera que le permite “controlar los precios” de los anuncios en internet.

En paralelo a esta demanda, Google también debe hacer frente a otra querella presentada el 20 de octubre del año pasado en su contra por parte del Departamento de Justicia y once estados -entre ellos Texas- por las presuntas prácticas monopolísticas de su buscador, en el que se realizan el 80 % de las búsquedas en computadoras y el 90 % en móviles.

Anunciada tras un año de investigaciones, esa demanda acusa a la empresa que dirige Sundar Pichai de haberse servido de actuaciones ilegales para ocupar una situación de dominio en el mercado y prevenir el acceso de sus competidores (como Yahoo, Bing y DuckDuckGo) a los principales canales de distribución.

💬Ver comentarios