Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

En diciembre de 2019, el mar subió tanto de nivel que llegó a los cuajaderos de Las Salinas de Cabo Rojo, comprometiendo la estabilidad del ecosistema.
En diciembre de 2019, el mar subió tanto de nivel que llegó a los cuajaderos de Las Salinas de Cabo Rojo, comprometiendo la estabilidad del ecosistema. (Jorge A. Ramírez Portela)

Desde ahora, Puerto Rico debe comenzar a prepararse y adaptar su infraestructura para el drástico aumento del nivel del mar que, según pronósticos, ocurriría a partir de la segunda mitad de siglo con potenciales efectos devastadores.

💬Ver comentarios