Un grupo de voluntarios removió plástico y limpió varias playas de este municipio.

Novecientas (900) libras de basura fueron removidas en distintas playas de Dorado, desde El Caracol hasta El Ojo del Buey en la desembocadura del río La Plata, como parte de un evento de limpieza que reunió a una veintena de voluntarios y que contribuyó a crear conciencia sobre la contaminación costera.

Los voluntarios recogieron residuos durante cuatro horas (8:00 a.m. a 12:00 p.m.). Por cantidad, lo más que colectaron fue plástico (botellas y tapas de envases), pero también sacaron latas de aluminio, vidrio, sillas de playa y juguetes rotos, neumáticos usados y material vegetal, entre otras cosas.

El evento, denominado Beach Cleanup & Kite-Fest y celebrado el sábado, fue organizado por la entidad Aquaholics787, cuyo fundador, Juan C. Garcés, destacó que también colaboraron grupos como The Machuchos, Precious Plastic Puerto Rico, Bioquí, Boreal, BIENx35 y Salpicando, entre otros. Todos pertenecen a la Conservation Ocean Association (COA), añadió.

(Suministrada)

“Para Aquaholics787 y las otras organizaciones, es muy importante que, con estas actividades, se puedan envolver las familias, la futura generación, comunidades locales y estudiantes, y así juntos logremos un propósito: preservar y conservar nuestras costas”, dijo Garcés a El Nuevo Día, tras mencionar que se intentará reciclar la mayoría del material colectado.

Resaltó que, gracias a las instrucciones de la organización Chelonia PR, dedicada a la investigación y conservación de tortugas marinas, la limpieza –realizada recientemente– no afectó los seis nidos identificados en la zona. “Nos indicaron claramente dónde estaban los nidos, de manera que los colaboradores no tuvieran acceso”, contó.

Destacó, igualmente, que la limpieza se hizo siguiendo los protocolos establecidos a causa de la pandemia de COVID-19, incluyendo distanciamiento físico de seis pies y uso de guantes y mascarillas.

(Suministrada)

No se trata del más que limpie, sino del que ensucie menos y a eso debemos aspirar. Con estas actividades, lo que buscamos es educar para no tener que estar limpiando tanto. Lo hacemos de todo corazón, pero hace falta seguir creando conciencia”, puntualizó Garcés, quien agradeció, por último, a El Caracol Restaurant por donar las bolsas para la limpieza y refrigerios para los voluntarios.

Aparte del recogido de basura, en el evento hubo clínicas de “kitesurfing”, en las que se enfatizó en la seguridad de los practicantes y bañistas, así como en la protección de los recursos naturales.

Aquaholics787 y las demás organizaciones prevén realizar más eventos de limpieza y concienciación el próximo mes, cuando se celebra el Día del Planeta (22 de abril).

💬Ver comentarios