Cuba exige justicia por la muerte de este joven cubano, cuya trágica muerte en Puerto Rico aún no ha sido esclarecida

La Habana, Cuba - Las autoridades cubanas llamaron el martes a Estados Unidos a hacer justicia en el caso de Carlos Muñiz Varela, quien fue asesinado hace cuarenta años y cuya muerte no ha sido esclarecida, aunque se sospecha que integrantes de grupos radicales del exilio fueron los responsables del tiroteo que lo mató el 28 de abril de 1979.

El gobierno cubano convocó, como cada año, un acto en el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP) para conmemorar la muerte de Muñiz Varela, un cubano de nacimiento que partió de niño a Puerto Rico y desde allí comenzó a organizar viajes de sus connacionales a Cuba, una realidad que hoy es normal, pero que en aquella época era impensable.

Muñiz Varela, a través de su agencia Viajes Varadero, intentó crear un puente entre los cubanos en el exilio y la isla, lo cual molestó a los grupos más radicales, los que presuntamente ordenaron su asesinato para dar un ejemplo a quienes intentaran acciones similares. 

“Es un día triste y trágico porque en 40 años se ha cometido una injusticia por parte de las autoridades de Estados Unidos y de las autoridades insulares en Puerto Rico. Las autoridades federales saben quién lo mató desde hace mucho tiempo y no han hecho justicia”, dijo Andrés Gómez, residente en Miami, Florida, y coordinador de la Brigada Nacional Antonio Maceo, que promueve la defensa de la revolución cubana en Estados Unidos.

“En estos tiempos de aires de guerra, ¿cuál es la importancia de resaltar este asesinato? Para denunciar la política de terrorismo de estado por parte de Estados Unidos. Denunciar el asesinato de Carlos es la bandera para denunciar el terrorismo de estado contra nuestros pueblos, para que su muerte no haya sido en vano. Todos sabemos quiénes son los culpables y están impunes”, agregó el hombre, quien conoció a Muñiz Varela en su juventud.

Ricardo Alarcón, veterano político cubano que presidió la Asamblea Nacional del Poder Popular, reclamó que Estados Unidos lleve ante los tribunales a los autores intelectuales del crimen.

“Lo que falta es llevar a los tribunales a los que quedan, porque ya algunos están en el infierno, aunque se salieron en vida con la suya y asesinaron a un muchacho de 25 años. Pero queda una docena, algunos autores intelectuales, que andan por Miami y Puerto Rico, a los que tenemos que seguir señalando para que por fin comparezcan ante un tribunal”, sostuvo Alarcón.

“A Carlitos lo mataron por el terrible delito de querer traer a los cubanos como él a su patria. Y por ese crimen nadie ha pagado, no porque no se haya luchado, sino porque el Gobierno de Estados Unidos no ha querido. ¿Por qué todos los gobiernos han concurrido en proteger a esos criminales? Hacer eso en aquellos tiempos era muy peligroso, había que ser valiente, hasta el punto que te mataban. Una cosa que hoy es normal, pues medio millón de cubanos en esas condiciones vienen a Cuba anualmente”, agregó.

“Yo no tengo la menor ilusión de que el actual gobernante en la Casa Blanca haga algo, pero lo que podemos es prometerle a Carlos que no dejaremos un instante de exigir que finalmente se permita que los trámites de la justicia burguesa formal se activen y se declare la culpabilidad de los asesinos. Es lo menos que podemos prometerle a ese muchacho, que pudo haber sido el hijo de muchos de nosotros. Al igual que sus amigos en Puerto Rico, que no lo olvidan, nosotros los cubanos mantengamos vivos el compromiso de ser, aunque sea un tantito así, como fue él”, afirmó el diplomático, experto en el tema de Puerto Rico.

El presidente del ICAP, Fernando González, reclamó justicia a Estados Unidos y destacó, por su parte, que la política de violencia no ha cesado.

“El caso de Muñiz Varela es el vívido ejemplo de lo que ha sido la violencia hacia Cuba a través de los años desde el triunfo de la Revolución”, dijo a El Nuevo Día quien es uno de los llamados “Cinco Héroes” de Cuba.


💬Ver 0 comentarios