La comisionada residente, Jenniffer González, posa para una foto junto al presidente Joe Biden.
La comisionada residente, Jenniffer González, posa para una foto junto al presidente Joe Biden. (Suministrada)

Nota del editor: te invitamos a mantenerte bien informado durante esta emergencia. Accede libre de costo a todas las noticias y actualizaciones relacionadas con el paso del huracán Fiona por Puerto Rico. Gracias por apoyar el periodismo responsable. Suscríbete hoy.

----

Washington D. C. – Aunque no llegó a tiempo a la sesión informativa en Nueva York con el presidente Joe Biden sobre el impacto del huracán Fiona en Puerto Rico, la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, afirmó esta noche que pudo conversar y hacerle peticiones al inquilino de la Casa Blanca en el viaje de regreso del Air Force One a la capital estadounidense.

“El mensaje se llevó”, dijo González, quien dijo que su vuelo de American Airlines a Nueva York se retrasó en dos ocasiones y después fue cancelado debido “al mal tiempo”.

Afirmó que tuvo que tomar un vuelo de Delta, pero que aun así no pudo arribar a tiempo a la sede de la oficina de la región 2 de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) en Manhattan, donde Biden recibió una sesión informativa liderada por la administradora Deanna Criswell y el gobernador Pedro Pierluisi, quien participó por la vía remota desde San Juan.

La foto de la sesión que publicó el equipo de periodistas de cobertura colectiva mostró el asiento vacío que se había dejado para la comisionada González.

Biden llegó a Nueva York el martes, donde ofreció un mensaje el miércoles ante la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU). Despues de la sesión informativa, y antes de retornar a la Casa Blanca Biden tenía previsto un evento de recaudación en la gran manzana.

Según González, pudo hablar con el presidente Biden de “tres a cinco minutos”, los que aprovechó para abogar por un pleno financiamiento del programa Medicaid durante dos años – como se hizo después del huracán María-, reclamar atención sobre el impacto de Fiona en la industria farmacéutica y en la agricultura, incluso el ganado.

La comisionada indicó que aunque la industria farmacéutica de Puerto Rico ha podido continuar sus operaciones, hay preocupación en torno al acceso a energía eléctrica y agua potable. Por manufacturarse en Puerto Rico medicamentos claves para el mercado estadounidense, ese es un asunto “de seguridad nacional”, dijo González.

En la sesión informativa, el presidente Biden anunció que enmendó su orden en la que declaró a Puerto Rico una zona de desastre mayor, para que por 30 días el gobierno federal financie plenamente tareas de emergencia como el restablecimiento de los suministros de luz y agua, el acceso a alimentos y refugios, y el recogido de escombros.

Dijo que también abogó porque el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los Estados Unidos dé prioridad a la canalización de ríos como el Guayanilla y el Aibonito.

“Le di las gracias por aprobar la declaración de desastre y lo invité a Puerto Rico”, señaló González, quien se propone enviar a Biden, por escrito, una serie de propuestas que considera puede tomar a nivel ejecutivo o recomendar al Congreso.

Para González, pese a los graves daños que causó el huracán Fiona, en esta ocasión los gobiernos de Puerto Rico y Estados Unidos tienen la experiencia del huracán María. “No hay que inventar la rueda, ni empezar de cero. Hay dinero corriendo”, dijo, en momentos en que el gobierno federal ha desembolsado un 35% de los más de $74,000 millones asignados a la Isla para su recuperación y reconstrucción.

💬Ver comentarios