En el foro, participaron la abogada de Latino Justice Natasha Lycia Ora Bannan, el constitucionalista Carlos Gorrín Peralta y los representantes Enrique “Quiquito” Meléndez y Luis Vega Ramos.
Natasha Lycia Ora Bannan en un foro reciente en American University sobre Promesa, en Washington D.C., junto a personalidades puertorriqueñas. (Teresa Canino Rivera)

Washington D.C. – La organización pro derechos civiles Latino Justice anunció la renuncia de su consejera legal, Natasha Lycia Ora Bannan, después de que una publicación indicara que se ha atribuido una herencia colombiana y puertorriqueña que no era cierta.

“No podemos aceptar acciones que desplacen a latinos y latinas, incluidas dentro de nuestro propio movimiento”, indicó el presidente de Latino Justice, el puertorriqueño Juan Cartagena, en una declaración el sábado en la noche.

Tras la publicación del reportaje de Prism, Bannan –activa en temas sobre el status y Vieques, entre otros asuntos relacionados a Puerto Rico- reconoció que es racialmente blanca no hispana y que se ha identificado como latina debido a la cultura con la que fue criada.

Los orígenes de su familia están en Irlanda e Italia, según Prism.

“Crecí en un hogar mixto, culturalmente y en otras muchas formas”, indicó Bannan, cuando respondió al reportaje inicialmente, según la publicación Latino Rebels.

Bannan sostuvo que “mi decisión de elegir una vida dedicada a ver un Puerto Rico libre, una Colombia que valora la paz y una región que rechaza el imperialismo y el colonialismo es la forma en que honro a mi familia y a mi comunidad”.

Latino Justice es una de las principales organizaciones latinas pro derechos civiles, que fue fundada por líderes puertorriqueños de Nueva York. Hasta hace unos años, era conocido como el Fondo Puertorriqueño para la Educación y la Defensa Legal (PRLDEF, siglas que todavía utiliza).

“Las acciones de Bannan, independientemente de su intención, han causado daño no solo a quienes fueron desplazados por su papel en el movimiento, sino también a quienes han sido sus aliados y colaboradores”, indicó Cartagena en su declaración oficial.