Se adhiere a los criterios de The Trust Project
Estadía de ensueño en el hotel más famoso de Florida

El Disney’s Grand Floridian Resort & Spa, de edificios blancos con techos rojos de estilo victoriano,es un verdadero “palacio” y muy cerca del castillo de Cenicienta

12 de febrero de 2024 - 6:40 PM

El Disney’s Grand Floridian Resort & Spa es un hotel de lujo que cuenta con habitaciones en seis edificios junto al lago Seven Seas Lagoon de Disney World. (Suministrada)

“Mami, ¿qué es ese palacio?”. Una niña de unos nueve años preguntaba, mientras el monorraíl se dirigía hacia el hotel, uno de los más conocidos de Disney World y quizás de todo Orlando. “Es un hotel, el Grand Floridian,” le contestó la mamá.

Probablemente el hotel más famoso de Florida y el más recordado cuando se trata de alojamiento en Orlando, tanto por sus palaciegos edificios blancos con techos rojos en estilo victoriano como por su proximidad al Reino Mágico, Disney’s Grand Floridian Resort & Spa es un verdadero “palacio” cerca del Castillo de Cenicienta.

Recientemente mi esposo Humberto y yo disfrutamos de cinco días en este centro vacacional cuyas habitaciones y lobby acaban de recibir un remozamiento que empleados del hotel estiman seguirá renovando los exteriores y otros ámbitos del hotel, posiblemente hasta la primavera.

Desde el momento que pasamos el carruaje y vehículo de época en la entrada del hotel y llegamos a su espectacular salón de recepción de cinco niveles, con decorado en tonos suaves de coral, verde y beige -refrescado durante el remozamiento-, sabíamos que estábamos en un sitio privilegiado y que habíamos viajado como por máquina del tiempo a la era Victoriana.

Nos parecía que en cualquier momento nos toparemos con la niñera mágica, Mary Poppins, al ver a empleados en vestido de la era, grandes adornos florales, imponentes arañas de luces, un gran piano, una bella pajarera y un elevador de jaula.

La autora, Georgina Cruz y su esposo, Humberto disfrutaron de una estadía de cinco días en este famoso centro vacacional.
La autora, Georgina Cruz y su esposo, Humberto disfrutaron de una estadía de cinco días en este famoso centro vacacional. (Suministrada)

El Grand Floridian, un hotel de lujo, tiene la clasificación de cuatro diamantes de AAA y fue inaugurado hace 35 años, cuenta con habitaciones en seis edificios junto al lago Seven Seas Lagoon de Disney World. Su arquitectura y decorado lo hacen como una especie de extensión de la sección en estilo victoriano de Main Street U.S.A. del Reino Mágico, al que se llega por medio de una pasarela o por monorraíl (el parque es la primera parada saliendo del hotel).

Inspirado en centros vacacionales de estilo victoriano, como el Hotel Del Coronado, en San Diego, el Grand Floridian ostenta habitaciones de un promedio de 400 pies cuadrados, las más amplias en Disney World. También cuenta con villas del Disney Vacation Club de propiedad compartida.

Las remozadas habitaciones y villas son elegantes con comodidades modernas incluyendo estaciones de carga para teléfonos, además de un decorado en tonos suaves de azul, gris y rosado. Entre los toques que recuerdan a Mary Poppins, en nuestra habitación se incluían cuadros inspirados en la querida película de Disney, una araña de luces adornada con pajaritos de cristal y pequeños parasoles adornando las pantallas de lámparas.

El Grand Floridian, un hotel de lujo con la clasificación de cuatro diamantes de AAA, fue inaugurado hace 35 años. En la foto, el vestíbulo de la hospedería
El Grand Floridian, un hotel de lujo con la clasificación de cuatro diamantes de AAA, fue inaugurado hace 35 años. En la foto, el vestíbulo de la hospedería (Suministrada)

Nuestra habitación, de nivel de club, tenía acceso a los salones del Royal Palm Club, donde se ofrecen desayunos, meriendas incluyendo las ricas paletas de helados Mickey Mouse y sándwiches, comidas, café y postres al igual que vinos, cervezas, coñac y refrescos, todo incluido sin límites en el precio de la habitación, que tiende a ser de $200 a $300 más por noche que las habitaciones regulares. Desde los salones del Club se obtienen buenas vistas de los fuegos artificiales del Reino Mágico y se escuchan las melodías del gran piano en el salón de recepción interpretadas por Wes Hamrick y otros pianistas.

En los salones del Royal Palm Club nos topamos con un excelente chef boricua, José Sánchez, uno de los cocineros del Club, quien nos habló de los platillos que se ofrecen incluyendo la popular -y deliciosa- sopa de fresas, especialidad del Grand Floridian. El chef Sánchez, de Guaynabo, me ayudó haciendo sugerencias de comidas que se ofrecen sin gluten en el Club Lounge, pues tengo alergia al gluten. Entre los deliciosos platos del menú, había pancetas de cerdo con frijoles negros y brochetas de pollo con piña y espárragos. Una noche había espaguetis y el chef Sánchez me preparó un plato especial sin gluten.

Entre nuestros ámbitos favoritos del hotel se encuentra la piscina principal con más de 100,000 galones de agua y sus cómodas camas de piscina. El hotel cuenta con otra piscina y área acuática para jugar los chicos -y su playa en el lago Seven Seas Lagoon.

El chef puertorriqueño José Sánchez, uno de los cocineros del Royal Palm CClub,  muestra la popular y deliciosa sopa de fresas, especialidad del Grand Floridian.
El chef puertorriqueño José Sánchez, uno de los cocineros del Royal Palm CClub, muestra la popular y deliciosa sopa de fresas, especialidad del Grand Floridian. (Suministrada)

El hotel también cuenta con varios restaurantes incluyendo Gasparilla Island Grill, un restaurante familiar con comidas rápidas; Narcoossee’s, con especialidades de las costas sureñas, que incluye langostas y otros mariscos y filetes de carne de res; y Victoria & Albert’s, uno de tres restaurantes con la clasificación de cinco diamantes de AAA en toda Florida. Este elegante restaurante, con capacidad para 30 comensales, es ideal para una ocasión especial pues ofrece degustaciones de platillos gourmet y cuenta con una colección de 500 vinos.

Otros restaurantes y bares en el Grand Floridian incluyen Cítricos, con servicio de mesa y tema de la película “Mary Poppins Returns”; el Grand Floridian Café, con servicio de mesa y especialidades norteamericanas y The Enchanted Rose, un precioso salón/bar con tema de “Beauty & The Beast” –y sí, cuenta con la “rosa encantada” de la cinta.

El restaurante estilo bufé 1900 Park Fare, que sirve la popular sopa de fresas y donde Mary Poppins y otros personajes vienen a visitar a los comensales y posar para fotos, aún no ha abierto y empleados del hotel nos dijeron que está en proceso de renovación y que quizás abrirá en la primavera.

Otras facilidades del Grand Floridian incluyen gimnasio y spa, un pabellón para bodas -se celebraron dos durante nuestra estadía. ¡Me imagino que esas novias estaban encantadas con sus bodas en un “palacio” con vistas de un Castillo!

SI VAS. Para más información visita www.disneyworld.com.

Popular en la Comunidad


Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: