Los canasteros serán sometidos a pruebas de COVID-19 en la pretemporada, dijo el líder de la Asociación de Jugadores. (Archivo)

El aspecto salarial, la seguridad, la cantidad de juegos y el formato de competencia, entre otros elementos acordados para que sea una realidad la ‘burbuja’ del Baloncesto Superior Nacional (BSN), están bien “planificados” y serán expuestos este jueves a los jugadores en una reunión de la Asociación de Jugadores de Baloncesto de Puerto Rico.

De los canasteros disponibles en la isla, el presidente de la Asociación, Ricardo Carrillo, dijo que hasta el momento uno solo ha informado que no participará en la ‘burbuja’ en un hotel en Río Grande y que llevará todos los puntos de interés a la reunión de la junta, que incluye la participación de un delegado (jugador) por equipo.

Carrillo detalló que el BSN acordó pagarle prorrateado a los jugadores. Precisó que los baloncelistas devengarán la misma cantidad de dinero por partido que se estaban ganando por juego previo a la pausa. El torneo 2020 pausó en marzo por la pandemia causada por el COVID-19.

“Es decir, un jugador se estaba ganando $30,000 en 30 juegos pues se ganaba $1,000 por partido. En la burbuja se ganará también $1,000 por juego”, dijo Carrillo como ejemplo.

Ningún jugador será penalizado si escoge no participar en la ‘burbuja’, dijo Carrillo. El exapoderado de los Cangrejeros de Santurce agregó que ningún jugador cobrará un salario si elige no entrar al torneo.

“Lo que pude ver es que esto está bien planificado. Vi algo bien pensado y estructurado”, dijo Carrillo quien dijo ha estado presente en varias reuniones del BSN, incluyendo la del martes, cuando la liga oficializó la celebración de la ‘burbuja’.

Se celebrarán un total de 45 partidos como parte de la reanudación de la temporada regular entre los 10 equipos que entrarán a la ‘burbuja’, que se celebrará en una hospedería en Río Grande desde noviembre.

El exjugador también dijo que los atletas serán sometidos a cuatro rondas de pruebas de COVID-19 durante la pretemporada, que se celebrará dentro de la ‘burbuja’. Y añadió que los jugadores estarán sujetos a más pruebas mientras dure su participación en el torneo.

La pretemporada no incluye un calendario de fogueos, dijo Carrillo. Solamente se permitirá en esa etapa entrenamientos de los equipos.

En cuanto a los refuerzos, Carrillo dijo que habrá participación de ese tipo de jugador, pero agregó que están inconclusas ciertas condiciones, como la cuarentena a la que se tienen que someter esos jugadores, así como cuándo y cómo pueden ser sustituidos dentro de la ‘burbuja’.

Carrillo dijo este miércoles que desconoce la cantidad de jugadores locales que hay disponibles para reanudar el torneo. Dijo que espera conocer la cifra por un informe de los delegados de cada equipo. Una cantidad de jugadores se ha ido a jugar en el exterior, como a México y a Europa. Isaac Sosa, David Huertas y Gilberto Clavell son algunos de ellos.

Sobre la postemporada, Carrillo dijo que quedará eliminado el décimo equipo en el standing al final de la temporada regular y que el octavo y noveno puesto se enfrentarán en un juego de muerte súbita para definir el octavo y final espacio a la postemporada.