Madison Bumgarner completa un lanzamiento durante el partido del jueves ante los Reds de Cincinnati. (AP)

SCOTTSDALE, Arizona, — El lanzador Madison Bumgarner demostró a los Diamondbacks de Arizona que es más que una estrella de rodeo.

La principal adquisición de Arizona en el mercado de agentes libres para la próxima campaña cumplió una labor sólida en su primer juego de pretemporada el jueves. Retiró a los primeros cinco bateadores, ponchando a cuatro, antes de permitir un jonrón solitario de Derek Dietrich.

Toleró una sola carrera en dos entradas.

“Me sentí bien, mucho mejor de lo que esperaba para el primer juego de primavera”, dijo Bumgarner. “Especialmente por lo que me suele ocurrir. Estoy feliz con esto”.

Bumgarner firmó un contrato de cinco temporadas y $85 millones este año cuando los D-backs intentan cerrar la brecha en el Oeste de la Liga Nacional con los Dodgers de Los Ángeles, que han ganado siete títulos divisionales consecutivos. Pasó sus primeras 11 temporadas con los Gigantes de San Francisco, ayudando a que la franquicia conquistara tres títulos de Serie Mundial.

Fue también la primera vez en el montículo por parte del cuatro veces elegido al Juego de Estrellas desde que el sitio The Athletic reveló que el lanzador participa en competencias de rodeo como un pasatiempo. El beisbolista de 30 años participa en el rodeo con el seudónimo Mason Saunders y ganó 26.560 dólares en la competencia de lazo por equipos en diciembre.

Bumgarner no tenía interés en discutir su sorpresivo trabajo alterno y evitó varias preguntas sobre esta historia.

“Como dije, me sentí muy bien hoy”, dijo Bumgarner cambiando el tema al enfrentar esas preguntas. “Todo se sintió bien y estaba contento por cómo estaba todo”.

El gerente general de los D-backs Mike Hazen dijo esta semana que desconocía cuando firmó a Bumgarner que el pitcher participaba en competencias de rodeo, pero negó que ello hubiera afectado su decisión. El mánager Torey Lovullo dijo que no hay ningún problema y agregó que le gusta que sus jugadores tengan otros intereses mientras sean inteligentes y se mantengan saludables.

Bumgarner fue uno de los mejores lanzadores entre el 2013 y 2016, terminando entre los 10 mejores para el premio Cy Young de la Liga Nacional en la votación durante cuatro temporadas. Se lesionó el hombro en el 2017 en un accidente de motocicleta y se perdió tres meses de la campaña.

Se disculpó en su momento y dijo que había sido una “estúpida” decisión y que seguramente incumplió con su contrato, aunque los Gigantes no insistieron en el tema.

Lanzó toda la temporada 2019 y terminó con récord de 9-9, una efectividad de 3.90 y 207 2/3 entradas.


💬Ver 0 comentarios