Sobre 19,000 fanáticos llenaron el estadio Hiram Bithorn el miércoles para el choque entre los Cangrejeros de Santurce y los Toros del Este de la República Dominicana. (Juan Luis Martínez Pérez)

Los organizadores de la Serie del Caribe 2020 que se está celebrando esta semana en el estadio Hiram Bithorn, determinaron abrir los portones dos horas antes del partido de esta noche del jueves en que los Toros del Este de la República Dominicana volverán a enfrentar a los Cangrejeros de Santurce, esta vez en busca del pase al juego de campeonato.

MB Sports, la firma promotora del espectáculo deportivo, recibió críticas de un sector de la fanaticada a través de las redes sociales luego del encuentro de la noche del miércoles entre Puerto Rico y Dominicana, preocupado por asuntos de seguridad y quejándose por el lento acceso al parque previo al juego.

El enfrentamiento entre Dominicana y Puerto Rico ha sido, hasta el momento, el único lleno total del torneo, con más de 19,000 aficionados que pagaron por presenciarlo.

Debido al protocolo que se ha utilizado durante todas las jornadas del clásico, que comenzó el pasado sábado con tres partidos por día, el personal laborando en el estadio debe desalojar a todos los fanáticos luego de los juegos diurnos.

Según explicó Anaymir “Tuti” Muñoz, vicepresidenta de la empresa promotora, todos los días se ha estado reabriendo el estadio una hora y 15 minutos antes del partido nocturno, a las 6:45 p.m. Pero optaron por abrir hoy más temprano para aligerar la entrada de los aficionados.

Los Toros del Este vencieron a los boricuas 5-4 el miércoles para definir los pareos de los juegos de la ronda semifinal. Puesto que los Toros capturaron el primer puesto global, y los Cangrejeros el cuarto escalafón, el cruce de semifinales de esta noche los obligó a jugar entre sí por segunda noche al hilo.

A primera hora del jueves están jugando México y Venezuela para definir el primer finalista. El ganador de ese partido enfrentará el viernes en la noche al que resulte victorioso entre Puerto Rico y Dominicana.

Muñoz se defendió de las críticas advirtiendo que durante toda la serie su firma ha tenido contado con 100 oficiales de seguridad privados, junto con efectivos de la Policía Municipal de San Juan destacados en las afueras del Bithorn. Así mismo, indicó que anoche (miércoles) habían oficiales prestando vigilancia desde el techo del estadio.

“Todos los demás días habíamos estado con 11,000 y 12,000 fanáticos y no hubo ningún issue en esa parte. Obviamente ayer tuvimos casa llena. Primero tenemos que desalojar el juego anterior y hay que dejar el estadio listo y limpio para el juego de la noche. Hoy (jueves) vamos a tratar de abrir dos horas antes y esperamos que este juego (México y Venezuela) no se extienda”, dijo Muñoz.

Aunque el juego del miércoles se vendió en su totalidad desde muchos días antes, incluso previo al inicio de la Serie del Caribe, Muñoz no descarta que esta noche ocurra otro lleno total por la reacción que ha tenido la fanaticada.

“Yo estoy viendo los informes, y a esta hora, que son las 2:30 p.m., estamos en 13,135. Es buenísimo. Yo creo que la gente estando en el estadio lo pasaron bien anoche. Obviamente en la entrada... pero la seguridad es la prioridad. Yo no puedo dejar de chequear a la gente, no asegurarme que no están entrando armas, porque después como productora me van a echar la culpa comoquiera”.

Muñoz pidió paciencia para esta noche, al tiempo que recalcó que se abrirá el estadio 45 minutos antes de lo previsto, por lo que el público podrá entrar al Bithorn a partir de las 6:00 p.m., si no ocurren retrasos con el otro partido entre México y Venezuela.

Durante la mañana El Nuevo Día conversó con Muñoz para que reaccionara a las críticas de un sector de la fanaticada, y la empresaria había adelantado que tendrían una reunión para revisar el protocolo de entrada y salida del estadio.

“Todos los agentes y la gente de seguridad que está trabajando están informados sobre los planes de temblores. Ayer a la salida estaban abiertos todos los portones. Pero eran 19,000 personas. Tenemos que hacer el cateo como debe ser”, indicó a este medio.

“El proceso de entrada sí tomó su tiempo. Pero si tenemos la oportunidad de abrir antes hoy, pues entiendo que fluirá mejor. Pero esto mismo pasa con un concierto, siempre va a haber filas”.

“El cateo era en todas las áreas. En la boletería está en el mismo medio y hay gente que no ve que hay otra entrada también. El cateo y seguridad es prioridad”, enfatizó. “El desalojo de ayer se hizo en 20 minutos, una vez se acabó el juego. Este tiempo definitivamente fue exitoso. Para 19 mil personas es un éxito sacarlas en 20 minutos”.

La promotora indico que hay ciertos objetos que no se están permitiendo entrar al estadio. Por ejemplo, advirtió que no se pueden entrar bates ni otros artículos grandes.

Sobre el plan de emergencia en caso de un terremoto, dijo que ya estaba establecido desde antes de la Serie del Caribe, pues es el mismo que ha estado vigente en los juegos de Grandes Ligas en años anteriores.

“Se le avisa al fanático. El plan de emergencia no es tan solo de terremotos, porque puede ser emergencia de fuego o bomba. Hay indicaciones de ir al terreno, avisarlo o abrir las salidas automáticamente para el desalojo. Los agentes de emergencia dirigen todo el proceso de desalojo junto a ujieres”, indicó.

También se reportaron quejas por la congestión de tránsito en el estacionamiento y supuesto cierre de la Avenida Roosevelt, pero Muñoz expresó que habría que consultar al Municipio de San Juan, que es el que maneja este asunto.

El reportero Carlos Tolentino colaboró en este artículo.


💬Ver 0 comentarios