El proyecto en el que participó Puerto Rico es un llamado a proteger nuestra madre Tierra.
El proyecto en el que participó Puerto Rico es un llamado a proteger nuestra madre Tierra. (Suministrada)

Un proyecto de creación conjunta entre Puerto Rico y Argentina acaba de estrenar esta semana como parte del festival internacional “Ars Electronica”, que inició este pasado miércoles y se extiende hasta el domingo en formato virtual.

Este festival –que se originó en 1979, con sede en la ciudad de Linz, Austria- reúne a artistas de renombre mundial que se dedican a los temas de arte, tecnología e innovación. El evento se celebra anualmente de forma presencial, pero debido a la pandemia de COVID-19, desde el año pasado se ha efectuado en la modalidad virtual creando diversos espacios interactivos conocidos como jardines (“gardens”), en la que este año participan artistas de 120 sitios de diversas partes del mundo.

Es la primera vez que Puerto Rico dice presente en el evento, gracias a un esfuerzo del Fideicomiso para Ciencia, Tecnología e Investigación de Puerto Rico (FCTIPR), con su Programa de Innovación del Patrimonio Cultural (Cultural Heritage Innovation Program – (CHIP), el cual dirige el puertorriqueño Johnny Lugo Vega.

Fue precisamente el doctor Lugo Vega quien creó una alianza en el 2019 con el reconocido artista e ingeniero argentino, Joaquín Fargas, con el propósito de unir esfuerzos y crear vínculos entre arte, cultura, tecnología, ciencia y patrimonio.

“Desde que conocí a Joaquín en una cumbre de cultura y cambio climático y entablamos conversación, ambos estábamos muy ávidos de manejar lo que es la representación artística en término de la representación de los huracanes y de los terremotos que hemos vivido acá en los pasados años”, compartió Lugo Vega.

Esa idea fue evolucionando hasta que surgió “Pulsar la Tierra”, un performance donde el artista argentino entrelaza nuestra Madre Tierra con el universo conectando sismómetros especiales a su propio cuerpo, recibiendo señales de personas de todo el mundo y enviando las señales obtenidas al exterior, en una clara referencia a que la Tierra está viva, nos habla y nos conecta.

Se trata de relatar de una forma poética toda esa historia del universo, desde el Big Bang hasta lo que es la aparición de la vida en el planeta, la aparición de nosotros, con una forma de interacción mandando mensajes a lo que es la Madre Tierra, la Pachamama o Atabey, y mensajes al universo, donde las personas pueden conectarse y enviar unas palabras que se van a proyectar en el performance y que después van a quedar en una nube de palabras que se puede ir consultando cuando quiera”, explicó el artista sobre su performance que llevó cabo en vivo el pasado jueves desde Argentina, dirigido por Johnny Lugo Vega desde Puerto Rico.

Esta presentación artística sirvió de antesala para una serie de presentaciones que formaron parte del evento, incluyendo una mesa redonda y una proyección de una visita virtual de la Sala de Estudios Hispánicos de la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos.

Lugo Vega explicó que el tema de este año de “Ars Electronica” giró sobre el desafío de la digitalización en nuestras vidas cotidianas. Recordó que tras la pandemia la vida de todas las personas se ha transformado y hemos cambiado la presencialidad por la virtualidad. En esa línea dijo que el sector cultural ha sido uno de los más afectados, pues depende absolutamente de esa presencia. Sin embargo, observó que este sector ha visto nuevas oportunidades a través de la tecnología, logrando nuevas conexiones con la audiencia.

Esas interacciones son las que también se plantean en el performance de Joaquín Fargas, donde se invita a reflexionar cuán distante hemos estado del planeta Tierra y de la naturaleza, y si es posible crear nuevas maneras de relacionarnos en armonía con todo este ecosistema.

“Se trata de crear una conciencia de integración. Esto no se trata de Argentina o de Puerto Rico, sino del planeta completo, que nos está haciendo un llamado de auxilio”, compartió Lugo Vega, toda vez que dijo que espera que esta colaboración con Argentina sirva para continuar cultivando acuerdos con otros países caribeños y latinoamericanos, para seguir educando y aprendiendo desde diversas experiencias.

“Es hora de que Puerto Rico pueda sentirse parte del contexto caribeño y latinoamericano y romper un poco con esa visión de mirar únicamente hacia el norte porque el sur también existe”, abundó Lugo Vega.

Tanto él, como Joaquín Fargas, son estudiosos multidisciplinarios que sienten gran pasión por las ciencias y las artes, y entienden que uniendo ambas disciplinas pueden llevar un poderoso mensaje sobre la importancia de inter-conectarnos para cuidar nuestro planeta.

“Lo tenemos que hacer por las generaciones futuras que deben tener el derecho a tener lo que nosotros tuvimos, que es ese obsequio de la naturaleza que se va perdiendo”, compartió Fargas, quien espera continuar cultivando esta alianza con Puerto Rico para seguir sumando y ayudando a la madre Tierra que nos necesita de su lado.

Aunque los adelantos están disponibles en YouTube, se puede participar del performance a través de www.joaquinfargas.com/.

💬Ver comentarios