Weinstein ha permanecido libre bajo una millonaria fianza y ha mostrado un visible deterioro de salud. (AP/Seth Wenig)

Nueva York - El juicio por abusos sexuales contra el productor Harvey Weinstein en Nueva York comienza mañana lunes con una audiencia previa al proceso de selección del jurado, que se iniciará el martes y dará paso a una esperada "rendición de cuentas" para decenas de mujeres y movimientos feministas como el #MeToo o Time's Up.

Acusado por la Fiscalía de Nueva York de cinco delitos sexuales, el caso contra Weinstein se centra en dos incidentes: uno en el que supuestamente violó a una mujer no identificada en un hotel de Nueva York en 2013, y otro en el que supuestamente forzó a tener sexo oral a la ayudante de producción Mimi Haleyi en su apartamento en 2006.

Se espera que ellas dos y otras cuatro mujeres cuyas acusaciones no han dado lugar a cargos criminales ante la Justicia, entre las que está la actriz Annabella Sciorra ("Los Soprano"), comparezcan como testigos durante el juicio, en el que la Fiscalía tratará de demostrar un patrón de comportamiento por parte de Weinstein.

Por su parte, la defensa del productor buscará desacreditar sus testimonios y minar su credibilidad, y en ese sentido su abogada Donna Rotunno aseguró a CNN que tienen pruebas que demuestran "una relación continuada entre él y las mujeres" que lo han denunciado.

Al proceso, que se alargará entre seis y ocho semanas hasta que haya veredicto, probablemente acudirán algunas de las más de 80 mujeres que han hecho acusaciones contra Weinstein para mostrar su apoyo a las denunciantes y testigos, entre ellas la actriz Rosanna Arquette, según confirmó al medio Hollywood Reporter.

Y también ciudadanos de a pie, ya que la actriz Ellen Barkin pidió públicamente "apoyar" a las "rompedoras del silencio" este lunes frente a la Corte Suprema, donde a las 9:30 de la mañana está convocada esa audiencia previa para que las partes ultimen detalles antes del juicio, con la presencia prevista del propio Weinstein.

La abogada de Haleyi y Sciorra, Gloria Allred, considera complicado prever la duración del proceso: solo la selección del jurado, que empieza el martes, podría prolongarse varias semanas, ya que tanto la defensa como la acusación deben estar de acuerdo en que se trata de personas dispuestas a hacer evaluaciones objetivas.

El poderoso productor, que se entregó a la Policía en mayo de 2018 y se declaró entonces no culpable, ha permanecido libre bajo una millonaria fianza y ha mostrado un visible deterioro de salud, acudiendo a sus citas legales con un andador y sometiéndose a una cirugía de espalda el mes pasado.

A mitad de diciembre, dio su primera entrevista en más de un año al New York Post y, retratado en el hospital, aseguró no estar exagerando sus padecimientos para después reivindicar que su "trabajo ha sido olvidado", lo que fue criticado por una veintena de mujeres representadas por el grupo contra el acoso "Time's Up".

Este sábado Weinstein concedió una segunda entrevista, a CNN, en la que afirmó que "los dos últimos años han sido extenuantes y han supuesto una gran oportunidad para la autoreflexión".

"Me doy cuenta ahora de que estaba consumido por mi trabajo, mi firma y mi búsqueda del éxito. Eso me hizo descuidar mi familia, mis relaciones y atacar a la gente a mi alrededor. Llevo en rehabilitación desde octubre de 2017 (...). He aprendido a desprenderme de mi necesidad de control", dijo a la cadena.

Asimismo, agregó que "los mayores malentendidos del público vienen de suposiciones que se han hecho con ayuda de los medios".

Este viernes, otra veintena de acusadoras representadas por "Time's Up", entre ellas Arquette, Rose McGowan y la ejecutiva Lucia Evans, anticiparon en una carta que el juicio "es esencial para mostrar que se exige responsabilidades a los depredadores en todas partes y que hablar puede impulsar cambios reales".

"La próxima semana, el mundo va a estar mirando cómo Harvey Weinstein entra en el tribunal para enfrentarse a un juicio por una fracción de los atroces crímenes que ha cometido", dicen las firmantes en su misiva.

"Weinstein es un depredador en serie que ha abusado de las mujeres durante décadas, aprovechando su poder y conexiones para silenciar sistemáticamente a las mujeres que podían sacar a la luz sus crímenes", aseguran, a la vez que agradecen el "valor" de quienes lo denunciaron "hace más de dos años".


💬Ver 0 comentarios