La escritora sostiene que este es el momento para cambiar y crear conciencia en las mujeres de hoy. (Suministrada)

Desde la partida de su padre José Torres, la conocida sicóloga Jeannette Torres no había vuelto a visitar su país natal.

Sin embargo, esta vez lo hizo para cumplir con mucha gente que esperaba verla, muchas madres que deseaban leer su nuevo libro, “Ser mamá” (Penguin Random House), dirigido a las madres de familia que buscan un balance entre su vida como madres y como profesionales.

 El encuentro se dio el sábado 5 de octubre en un hotel de Isla Verde donde compartió con las motivadoras Luz María Doria (productora del programa “Despierta América”) y la doctora Norma Pantojas entre otras.

Bastó un par de días para que la hermana de la Miss Universe 1993, Dayanara Torres, se sintiera en la casa de la que se fue hace 20 años.   

“Puedo sonar hasta cursi, pero de verdad digo de corazón que no tengo palabras para agradecer la felicidad, no sólo por estar en mi tierra sino por traer un proyecto que trabajé con tanto amor. La conexión que uno tiene con la gente a través del libro no la esperaba. Sé que este es el principio de muchas cosas más que vienen. Otra bendición porque es un libro que sólo está en el mercado desde el 3 de mayo, y ya me van a dar un premio por él”.

De su hermana Dayanara compartió que está en su terapia número 11 de 19 para erradicar el cáncer de la piel contra el que lucha, y que esperan que éstas culminen en el mes de marzo de 2020. 

“Puedo decir que mientras más adentro lleguen las terapias, más débil sale, pero al día siguiente se siente bien porque no tiene efectos secundarios. Ella sigue con mucha esperanza en el tratamiento y bien positiva, agarrándonos todos de la mano de Dios, de las oraciones, de todos sus seguidores, que si no fuera por eso no me imagino qué pasaría. Con solamente abrir su corazón y compartir su historia ella sabe que es un agente de cambio, sabe está ayudando a personas a salvar sus vidas para que no pase lo que ella pasó. Dicen que lo que no te mata te hace más fuerte, y yo creo que todas las cosas que le han pasado en la vida a Yari no es malo, y así ella lo ha aceptado que “es lo que es y es otra prueba más para seguir adelante, seguir luchando. A mí no me sorprende como Puerto Rio y otros países adoran a mi hermana, y eso nosotros, la familia lo recibimos con el alma”. 

Compartió la sicóloga que la separación de Dayanara y su hijo mayor para iniciar estudios en una Universidad de otro estado ha sido una transición un tanto dolorosa “porque ellos son uña y carne y se parecen muchísimo. Está estudiando bastante porque tomó más clases que las que debía (diseño gráfico) pero está contento. Llama a la madre para todo, especialmente cuando quiere comer algo. Es nuestro deber como madre no cortarles las alas a los hijos y apoyarlos en todo aunque nos arda un poquito”.

Dayanara sigue creyendo en el amor

Afirmó su hermana cuando le preguntamos si la artista volvería a enamorarse luego de los golpes que la vida le ha dado.

“Claro que sí, las circunstancias de la vida no pueden hacer que cambies tú como persona y el amor es necesario, el amar y el sentirse amado, lo que pasar es que ahora está enfocada en su recuperación de salud, pero de que llega, llega, eso no se pierde. Lo que pasa es que no ha llegado el hombre correcto a su vida… No hay un sólo día en que Yari no se sienta amada por todo el mundo. No voy a decir que ella está saltando en un solo pie de felicidad, pero ese amor que recibe de todo el mundo es lo que le hace que se levante y siga luchando”. 

Al final de las charlas sus colegas le celebraron a Jeannette su cumpleaños que había pasado en estos días. Pero cual fue la sorpresa que el tema que amenizó el festejo fue “Vivir la vida”, el éxito del cantante Marc Anthony, su excuñado. 

“Es una canción preciosa. No tengo nada en contra de él. Es el padre de mis sobrinos y si no fuera por eso no tuviera los sobrinos que tengo; entonces para mí es una canción maravillosa y hay que vivirla. Ese es el mensaje para todos, yo lo recuerdo muchísimo y él lo sabe. La última vez que compartimos con él fue en la graduación de Cristian”.

La escritora sostiene que este es el momento para cambiar y crear conciencia en las mujeres de hoy.

“Sí podemos hacer realidad todo lo que merecemos, en nuestros sueños, que logremos tener un balance, siempre y cuando las expectativas sean realistas. Ahí está la clave de empezar a cambiar ese pensamiento en donde nos estábamos hundiendo sin darnos cuenta. Algo que yo utilizo en mis presentaciones es que esas piedritas en el camino son con lo que uno aprende. Por ejemplo, todos los días me levanto diciendo: ‘Soy la mejor madre para Andrea y para Santiago, lo pongo en mi mente y todo lo que hago es pensar en el bienestar de ellos y los míos porque ellos son los que dan la fuerza”, cerró diciendo Jinny, como le dicen de cariño, y quien está casada con el colombiano José Ignacio Álvarez.


💬Ver 0 comentarios