Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (default-x3)

Tan simple como “23” fue el título que Shakira le dio al sencillo de su nuevo disco que cuenta la historia de amor que vive con su novio el futbolista Gerald Piqué desde hace cuatro años, el hombre que según la artista colombiana llegó para llenar el largo vacío que vivía con su pareja anterior, el argentino Antonio de la Rúa.

“Después que nació Milan estoy en el momento más feliz de mi vida, el más completo, ‘23’ se la dediqué a Gerald porque es la edad que él tenía cuando lo conocí… él tenía 23 y yo 33”, confesó la cantautora en entrevista para “Primer impacto”.

Según dice la canción “23” llegará la persona correcta. “Cuando él llegó estaba medio desahuciada, ya no tenía fe en que podía volver a ser feliz y él llegó a rescatarme”.

Para el vídeo de “23”, Shakira se vistió de novia y eso causó revuelo porque todos pensaban que había boda. “Cuando estas completa no necesitas casarte y no piensas en eso, pero me da un poco de miedo. Lo que sea, ya él es mío”.

Con  los ojos brillosos por la emoción reveló cómo su hijo, sin planificación alguna participó en la canción “23”, incluida en su nuevo disco que sale a la venta el 25 de marzo.

“Cuando estaba grabando me llevaron a Milan al estudio. Me lo puse en la falda y le coloqué los audífonos en sus oídos. Él pacientemente escuchaba la canción y en el último pedacito dijo ‘ma’ y eso quedó ahí. Parecía la resolución del destino, la confesión de ese predicamento, fue algo mágico”.

Reveló que encontrar a Piqué fue lo mejor que le ocurrió en su vida, puesto que venía de pasar un momento difícil en su relación anterior con su expareja, el argentino Antonio de la Rúa. “Él es el eslabón perdido, la pieza que faltaba en mi vida. Estuve años con esa sensación de vacío buscando llenarla”.

De Antonio De la Rúa, quien demandó a Shakira luego de terminar la relación,  le quedaron desilusiones. “Fue alguien que piensas que conoces y no conoces, y resultas ser traicionada, es doloroso”.

Pero lo importante es lo que la cantante disfruta ahora, una pareja que no puede estar una hora sin llamarse por teléfono. “Somos tan parecidos, aunque el mide 6 pies, nos asemejamos. No por cualquier cosa nacimos el mismo día, aunque diez años después de mí. Es un tipo feliz, sano”.

También contó que el único desacuerdo de la pareja es por Milan. “A Gerald le gusta darle Nutella y no quiero que se acostumbre a comer dulces porque yo soy dulcera. Prefiero darle  verdura como el brócoli y la remolacha”.


💬Ver 0 comentarios