Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

¿Sientes que tienes una conexión de pensamiento muy especial con tu pareja? Uno piensa algo y el otro, no importa cuán lejos se encuentre, en cuestión de segundos llama o le envía un mensaje de texto preguntándole por el mismo tema. Te preguntas si esto es una prueba de que has encontrado a tu “alma gemela” o de que estás perdiendo la mente.

Nada que temer. Muchas parejas experimentan esa conexión psíquica. Conocemos casos de parejas que sueñan lo mismo durante la misma noche, ya sea que compartan la cama o duerman en lugares diferentes. Es lo que llamamos percepción extrasensorial o ESP, por sus siglas en inglés. No se sabe cómo se produce, pero de que existe, no hay duda. ¿Cómo podemos saber lo que otra persona piensa? ¿Cómo podemos sentir que alguien nos mira? ¿Cómo sabemos que el teléfono va a sonar? Todos son misterios de la percepción extrasensorial.

Cada persona tiene una frecuencia de vibración psíquica. Esta nos viene de nuestra propia conciencia o espíritu (o alma), que es lo que nos hace a cada uno un ser único. Todo lo que nos rodea tiene su propia frecuencia y forma parte de un gran universo de frecuencias o lo que llamamos la Mente Universal. Igual que en la radio encontramos muchas frecuencias para sintonizar, las personas también sintonizamos la frecuencia de otras, incluyendo a los animales. No hay tiempo ni espacio en estas frecuencias de vibración de energía, por eso podemos comunicarnos unos con otros sin necesidad de hablar. Las personas que tienen mascotas o bebés recién nacidos entienden esto perfectamente.

Somos como las notas musicales de una sinfonía universal. Cada mente consciente es una frecuencia o nota musical única. En esta partitura universal todos estamos conectados. Por eso hablamos de la frecuencia paranormal para describir esos momentos mágicos cuando nuestra frecuencia se armoniza con la frecuencia de otra persona. Para la mayoría de las personas esto ocurre espontáneamente, sin pensarlo.Y nos encantaría repetirlo pero todavía no controlamos la mecánica para hacerlo.

Cuando las frecuencias de dos o más personas se sincronizan, el resultado puede ser una conexión psíquica maravillosa, como la que logran las parejas enamoradas o los grupos de oración. Ese encuentro de frecuencias hace posible el amor a primera vista. En otras parejas, esta sincronización se produce con el tiempo. Así se produce la telepatía (o comunicación mental) entre padres e hijos y hermanos.

Las experiencias psíquicas no se pueden ignorar. La física nos ha confirmado que todo es energía. Nuestro cuerpo, las computadoras, el aire, los planetas, el universo y todo lo demás es energía que se manifiesta de distintas formas. Todo consiste de hilos de energía que vibran y la forma en que lo hacen es la que determina lo que somos: un vegetal, un átomo de oxígeno, un edificio o una persona. A ti, ¿qué te parece?

La autora es presentadora de "La Hora Mágica" que transmite WKAQ-580 Univision todos los domingos de 2:00 a 4:00 p.m. y de "El Rincón Mágico de Virginia" que transmite WAPA-TV los lunes dentro de "Entre nosotras". Puedes contactarla a través de www.VirginiaGomez.com


💬Ver 0 comentarios