Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

En el 2002 se vio en la necesidad de radicar una orden de asecho contra su novio. Para esa época, Ada Álvarez Conde tenía 15 años y, hasta hacía muy poco tiempo, creía que el comportamiento celoso y posesivo de su pareja demostraba cuánto la amaba y le importaba.


💬Ver 0 comentarios