Se adhiere a los criterios de The Trust Project
Experiencia de lujo para comenzar el 2024: Louis XIII, un cognac exclusivo con sabor a historia

El Nuevo Día fue invitada a una cata de lujo en el restaurante KGB Dorado, y te compartimos todos los detalles

9 de febrero de 2024 - 3:40 AM

Louis XIII, el cognac de lujo de la marca francesa Rémy Martin, convocó a un grupo exclusivo de comensales a disfrutar de la cata especial que llevó por nombre “The Rémy Martin Experience”. (Suministrada)

Elaborado minuciosamente con uvas conocidas por sus propiedades aromáticas superiores y distintivas, el cognac es, actualmente, una de las bebidas más exclusivas y prestigiosas del mundo entero.

Por eso, y mucho más, este destilado de origen francés necesita ser acompañado de un maridaje singular. Precisamente, Louis XIII, el cognac de lujo de la marca francesa Rémy Martin, convocó a un grupo exclusivo de comensales a disfrutar de la cata especial que llevó por nombre “The Rémy Martin Experience” en el restaurante KGB Dorado. SAL!, de El Nuevo Día, figuró entre los invitados, y te contamos todos los detalles.

Claro en el objetivo de elevar al máximo la delicada personalidad de este cognac, que presenta notas y esencias de miel, mirra, ciruela, rosas secas, madreselva, cuero, higo, entre otros, Florian Hériard Dubreuil, “Rémy Cointreau Area Manager” para Latinoamérica y el Caribe, ideó un excepcional maridaje junto con el restaurante de estilo mediterráneo que provocó distintas sensaciones entre los presentes.

Desde la iluminación del espacio hasta el espectacular centro de mesa floral protagonizado por rosas rojas, cada detalle, contribuyó a la experiencia.

Antes de comenzar, Hériard Dubreuil aconsejó degustar solo una gota de este cognac, para saborear a cabalidad la interminable gama de sabores y aromas que perduran en él. Eventualmente, agregó, se puede consumir el resto del Louis XIII para todo el maridaje, rellenado con la pipeta, si es necesario.

Según el experto, se recomienda probar primero un bocado de la comida y luego tomar el destilado. De esta manera, lo sabores formarán una explosión en el área de la lengua y se multiplicarán entre sí.

Como aperitivos se sirvieron los platillos “Ají coco sea bass tiradito”, “beef carpaccio” y “tuna tartare”. Esta combinación, dijo el experto, aporta un frescor vivo que resalta notas de frutas exóticas.

“Beef carpaccio”.
“Beef carpaccio”. (Suministrada)

Cuando los comensales ya habían entrado en calor, se sirvió un cóctel que evidenció que, al igual que la mayoría de los licores, el cognac, también se reinventó y se puede degustar de esta manera. ¿Su nombre? “VSOP Ginger”. Este manjar de dioses fue confeccionada a base de Rémy Martin VSOP, “ginger beer”, limón y licor de naranja.

Las siglas “VSOP” corresponden a “Very Superior Old Pale”. Rémy Martin VSOP se elabora a base de un “blend” de cognacs provenientes de los distritos o “cru” llamados Grande Champagne y Petite Champagne, localizados en la ciudad francesa de Cognac. Este licor es añejado por un mínimo de cuatro años en barriles de roble francés. Rémy Martin VSOP por su sabor suave y meloso, con ciertas notas de fruta tropical, así como por su color ámbar.

Para el plato principal hubo dos opciones, “sea bass” fresco y pechuga de pollo a la “saltinbocca”. Este maridaje supuso una fusión que destacó los aguardientes maduros en la mezcla de Louis XIII y se centró en notas de nuez e higo que evocan el histórico tierçon, barricas en las que envejece.

Finalmente, la “cherry” del pastel, como dicen, la puso un “crème brûlée” tradicional con un “Cocktail Espreso 1738″, este estaba compuesto de café puertorriqueño, Rémy Martin 1738 y licor de café y “simple syryp”.

Un bocado del “crème brûlée” y un sorbo del cóctel a la vez, te llevaba a la gloria y te traía a la tierra. La fusión de sabores daba la ilusión de que se estaba degustando un innovador “crème brûlée” de café que, de la forma en que fue presentado, cerró la velada con el anhelo de que se vuelva a repetir.

La botella de Louis XIII está hecha de cristal de Baccarat.
La botella de Louis XIII está hecha de cristal de Baccarat. (Suministrada)

Elevado nivel de detalles

La botella de Louis XIII LOUIS, hecha de cristal de Baccarat, el más fino del mundo, con un diseño inspirado en un cántaro de metal que data del año 1569, está soplada a mano por 11 artesanos. De esta manera, en su corazón, albelgará a este gran cognac y supone un complemento sin precedentes.

Asimismo, entran al escenario las copas diseñadas de forma exclusiva para Louis XIII, por Christophe Pillet, las cuales pueden contener 4 centilitros de cognac. Cada una de estas evoca la forma de una gota de agua, marcadas con surcos verticales, lo que posibilita, de manera delicada, la interacción con la luz, ilustrando la vitalidad propia de este elixir.

Cuando chocan, las copas emiten una nota llamada G-sharp, la cual detona aún más los sentidos, y le recuerda a cualquiera que forma parte de esta celebración, que no se trata de un brindis ordinario para un momento excepcional en la vida.

Popular en la Comunidad


Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: