Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Las semillas de cacao ya fermentadas y sin su cáscara se maceran para obtener la pasta que se combinará con leche, azúcar y vainilla que dará paso al chocolate.
Las semillas de cacao ya fermentadas y sin su cáscara se maceran para obtener la pasta que se combinará con leche, azúcar y vainilla que dará paso al chocolate. (Ramón “Tonito” Zayas)

Una vez al año, durante dos semanas, la Hacienda Buena Vista en Ponce recibe a los visitantes para realizar un recorrido diferente. En lugar de tener al café como protagonista, este paseo se concentra en presentar al cacao. Este fruto tan preciado a lo largo de la historia se siembra en los terrenos de la propiedad con el propósito de demostrar cómo crece y cómo se convierte en un apetitoso manjar que podemos mezclar con leche caliente, incluir en postres y comidas o disfrutar solo.

💬Ver comentarios