Rafael “Rafa” Reyes, embajador de Diageo para Centroamérica y el Caribe, prepara un Johnnie Lapsang Highball.
Rafael “Rafa” Reyes, embajador de Diageo para Centroamérica y el Caribe, prepara un Johnnie Lapsang Highball. (Alejandro Granadillo)

Con el fin de continuar fomentando la cultura de la coctelería local, Rafael “Rafa” Reyes, embajador de Diageo para Centroamérica y el Caribe, compartió con Magacín una receta de un cóctel que es ideal para disfrutar de las altas temperaturas del verano en Puerto Rico. Este mixólogo enfatiza que procura trabajar con ingredientes no solo que están en temporada, sino también con aquellos que están de moda, como lo es el té matcha.

“Siempre trato de seguir las tendencias para complacer la demanda actual de los consumidores. Sin embargo, es importante tomar en cuenta la ocasión de consumo. Así que, dependiendo del momento de consumo y la ubicación, las recetas variarían para que sea más acorde con la ocasión. Por ejemplo, si estamos hablando de un atardecer en un “rooftop”, trabajaría algo que fuese ligero con sabores refrescantes. Mientras que, si se trata de una cena en un restaurante, podría irme por ingredientes un poco más amargos y dulces para un buen digestivo”, explicó este embajador de Diageo, empresa productora del porfolio de espíritus destilados de gran prestigio, que formó parte de la celebración del World Class Cocktail Festival en Puerto Rico, cuyo festejo culminó en el Museo de Arte de Puerto Rico.

Asimismo, señaló que, desde su punto de vista, un buen coctel de verano debe tener sabores refrescantes, no debe ser empalagoso y el consumidor puede ser capaz de tomarse varios fácilmente.

“Se debe trabajar con ingredientes frescos, afrutados y florales. Algo de efervescencia en cocteles de verano viene bien para reforzar la sensación de frescura y bajar el alcohol por volumen de la mezcla”, agregó.

A continuación, la receta del coctel que preparó y compartió el embajador de Diageo para Centroamérica y el Caribe.

Johnnie Lapsang Highball

Ingredientes:

• 1 1/2 oz. de Johnnie Walker Gold

• 1 1/2 oz. de jugo de pera

• 1 oz. de té de Lapsang Souchong frío (té negro ahumado)

• 1/2 oz. de zumo de limón

• 1/2 oz. de Simple Syrup

• Agua carbonatada

MÉTODO: Agitar ingredientes y servir en un vaso “highball” con mucho hielo. Rellenar el resto del vaso con agua carbonatada. Decorar con una lámina de pera caramelizada.

Dos whiskys

Como embajador de Whiskys de Lujo de Diageo, Arturo Savage, recomienda dos propuestas de whiskey para el verano, uno que sería un “blender” de whiskey escosés y la otra un “single malt”. “La mejor recomendación que tengo para darles es el Johnnie Walker Gold Label Reserve, un whiskey cuya característica lo hace destacar del resto, que es su suavidad, sus deliciosas notas de nueces, almendras, avellanas, un toque ahumado bastante discreto y una cierta efervescencia”, explicó mientras sugirió servirlo en un vaso tipo “highball” con hielo y cualquier otro “mixer”.

El segundo que recomienda es The Singleton 12-Year Glendullan, un whiskey de malta, que tiene un ensamblaje que consiste de barrica de roble americana y roble europeo.

Arturo Savage, embajador de Whisky de lujo de Diageo.
Arturo Savage, embajador de Whisky de lujo de Diageo. (Alejandro Granadillo)

“¿Cómo va a incidir ese ensamblaje en términos de sabores y aroma? Le va a dar estructura, dar capas de sabor, que se van a manifestar en notas de frutas frescas, nueces, almendras y pues van a contrastar con lo que es el aporte de la barrica de jerez, que va a ofrecer deliciosas notas de frutas, como uvas pasas, higos secos y esto hace que sea un whiskey con una complejidad deliciosa, dulce y suave”, agregó Savage, quien aclara que no hay una sola manera de tomarlo, pero que este prefiere tomarlo en las rocas.

Esenciales

De acuerdo con Reyes, hay licores o ingredientes que no deben faltar en tu residencia, al momento de elaborar un cóctel. Su recomendación es comenzar con dos de tus destilados preferidos.

“En mi caso, sería tequila Don Julio Blanco y Gin Tanqueray No. Ten. Estos dos destilados son perfectos para hacer cocteles básicos como una margarita y ‘gin and tonic’ hasta cocteles más avanzados como un Oaxaca Old Fashioned y Hanky Panky. Estos destilados blancos no han pasado por un proceso de añejamiento en barrica, por lo tanto no son tan delicados a la hora de mezclar como los destilados añejos donde hay que tener un poco más de cuidado para no perder el balance”, explicó.

💬Ver comentarios