Yadira y Wilfredo Adorno son hermanos, socios, amigos y colegas, dueños de Adorno Arquitectos.
Yadira y Wilfredo Adorno son hermanos, socios, amigos y colegas, dueños de Adorno Arquitectos. (Suministrada)

Si existiera un reglamento universal para crear una empresa, muchos pondrían en primer lugar nunca hacer tratos con amigos o familiares. Sin embargo, la confianza y la buena relación son factores muy positivos para el éxito de una compañía y explotar estos valores en familia ha sido el secreto de muchas corporaciones que han trascendido generaciones.

En pleno siglo XXI, donde cada día más se busca el bienestar y la estabilidad individual, resulta difícil encontrar parientes con el deseo de unirse a los suyos para hacer negocios y forjar un camino fructífero en común, pero los hay. Los hermanos Yadira y Wilfredo Adorno son un ejemplo.

En el 2014, los jóvenes decidieron fundar la firma multidisciplinaria de arquitectura, Adorno Arquitectos, que, según contaron a El Nuevo Día a través de Zoom, es considerada pionera en la realidad virtual para el arte de diseñar, proyectar y construir estructuras. De igual forma, se destaca por sus desarrollos sustentables y el uso de tráilers o vagones.

“Yo creo que tiene que ver mucho con la crianza que nos dieron nuestros padres. Ellos nos inculcaron una educación bastante recta en cuestión de cómo tratar al ser humano y cómo nos tratamos uno al otro”, dijo Wilfredo sobre la clave para que, en y fuera de la oficina, impere un ambiente armonioso y de respeto. “Como dice Wilfredo, es algo de la crianza. Nosotros desde pequeños hemos sido muy unidos, (Wilfredo) siempre ha estado conmigo, tenemos hasta el mismo círculo de amistades. O sea, que no es nada más mi hermano, lo veo también como un mejor amigo y eso influyó a que emprendiéramos juntos”, añadió Yadira.

Durante la entrevista, ambos visitaron sus memorias y se remontaron a los tiempos universitarios cuando, Wilfredo, al involucrarse constantemente con Yadira y sus compañeros de estudios de la Escuela de Arquitectura de la Universidad Politécnica de Puerto Rico, decidió dar el salto desde la ingeniería civil. Fue de esta manera que su hermana, además, se convirtió en su mentora.

“Cuando veo un proyecto de mi hermana me fijo en cómo ella habla de él. Cuando tú hablas del concepto de un proyecto, tú estás hablando del alma del proyecto, la poesía del proyecto, lo que te enamora. No es que yo sea un poético o un romántico, bueno, en parte sí, pero eso fue lo que me enganchó. Yo dije ‘contra, pues todo tiene un sentido’. La escuchaba hablar y luego le hacía preguntas sobre Arquitectura, sobre la manera de pensar. Desde entonces lo aprendí a ver como un estilo de vida”, argumentó el arquitecto.

Lo último en la tecnología

La realidad virtual ha impactado múltiples sectores como el de los videojuegos, la salud, la docencia y, cómo no, también la arquitectura. Se trata de una herramienta útil para cualquier tipo de proyecto que se quiera visualizar en físico antes de llevarse a cabo.

Dentro de esta industria, siempre ha sido muy práctico conseguir mostrar cómo quedaría cualquier tipo de edificación en la realidad. Gracias a esta tecnología es posible comprobar cómo lucirán los paisajes de las ciudades, si la terraza de tu futura residencia es lo suficientemente amplia y hasta qué color de piso va mejor con el estilo de la casa. Tan solo se necesita contar con expertos de ambas áreas para visualizar las grandes proyecciones que son capaces de crear.

“Da trabajo hacerlo, pero lo hacemos por el cliente porque queremos que nuestros clientes se lleven la experiencia, que desde el principio sepan con lo que se van a topar”, defendió Wilfredo al servicio que está disponible para diseños residenciales y comerciales.

En esa línea, Yadiria expuso que la arquitectura siempre ha sido un campo de profesionales con una buena visión espacial. Hoy día es posible caminar por una posible vivienda que aún no está finalizada para agregar nuevas propuestas o cambiar aspectos con los que el cliente no está satisfecho, esa es una de las grandes ventajas de la realidad virtual en la arquitectura.

Construcción consciente

No es un secreto que año tras año la contaminación en el mundo es peor, mientras que la población mundial crece y el ser humano continúa poblando la tierra y haciendo más vías, autopistas, y sobre todo hogares en los que vivir. Pero esto no tiene por qué ser algo negativo. Gracias a la construcción sostenible y a las grandes ideas de las personas que buscan hacer del mundo un lugar mejor y aportar su granito de arena, el impacto de las construcciones sobre el medioambiente puede ser menor y mucho más manejable.

En Adorno Arquitectos, su compromiso con el medioambiente les ha permitido explorar el uso de otros materiales como los tráilers.

💬Ver comentarios