Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Al centro, Benjamín Borges, síndico y portavoz del sindicato Servidores Públicos Unidos de Puerto Rico (SPU), y el economista laboral Juan Romero, junto a otros dos líderes del gremio durante una conferencia de prensa esta semana, donde se detallaron los beneficios obtenidos por los trabajadores durante las negociaciones con la Junta de Supervisión Fiscal.
Al centro, Benjamín Borges, síndico y portavoz del sindicato Servidores Públicos Unidos de Puerto Rico (SPU), y el economista laboral Juan Romero, junto a otros dos líderes del gremio durante una conferencia de prensa esta semana, donde se detallaron los beneficios obtenidos por los trabajadores durante las negociaciones con la Junta de Supervisión Fiscal. (Suministrada)

Ahora que entró vigor el Plan de Ajuste (PDA) del gobierno central, la administración de Pedro Pierluisi se ha adjudicado como un acierto, la restitución de unos $1,400 millones pertenecientes a empleados públicos, quienes por casi dos décadas ahorraron para su retiro a través del Sistema 2000.

💬Ver comentarios