Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Otro efecto económico de este tipo de concierto es el relacionado a los impuestos que paga el artista por las ganancias que genera el espectáculo.
Otro efecto económico de este tipo de concierto es el relacionado a los impuestos que paga el artista por las ganancias que genera el espectáculo. (Agencia EFE)

El concierto de Bad Bunny, que se celebrará hoy y mañana en el estadio Hiram Bithorn en San Juan, a un costo de $10 millones y al que acudirán unas 70,000 personas -entre ambos días-, pudiera tener un impacto importante en el sector de eventos y espectáculos, más no así en la economía de Puerto Rico.

💬Ver comentarios