El congresista Jesús "Chuy" García conversa con nuestro corresponsal en Washington D. C., José A. Delgado, sobre el impacto del coronavirus en la comunidad hispana.

Washington - El congresista demócrata Jesús “Chuy” García afirmó que el Congreso tiene que proveer mayores recursos a los gobiernos estatales y locales para mitigar la emergencia del coronavirus, que impacta con fuerza en su distrito de Chicago a la comunidad hispana, incluida la población puertorriqueña.

En entrevista con El Nuevo Día, García defendió, en ese sentido, la urgencia que considera tiene aprobar un proyecto como la legislación demócrata “Héroes” que, entre otras cosas, asignaría $915,000 millones a gobiernos estatales y locales, y permitiría proveer asistencia a millones de familias inmigrantes e indocumentados que no han recibido auxilio alguno en esta emergencia.

García representa el distrito 4 de Chicago que por 26 años ocupó el boricua Luis Gutiérrez y tiene cerca de un 10% de población puertorriqueña.

Los datos preliminares sobre el coronavirus apuntan a que el coronavirus ha impactado de forma desproporcionada las poblaciones hispana y afroamericana, tanto en el número de infecciones, personas desempleadas, limitaciones para acceder a alimentos y servicios médicos adecuados.

Según el Departamento del Trabajo, la tasa de desocupación de la comunidad hispana en EE.UU. se elevó de 4.3% a principios de año a 18.9% en abril.

“El impacto del coronavirus está abatiendo a nuestra comunidad…La comunidad puertorriqueña está siendo afectada igualmente en niveles muy semejantes al resto de la población latina”, indicó García, quien representa un distrito con dos tercios de población hispana, principalmente de origen mexicano o boricua.

Aunque destacó que las organizaciones hispanas han respondido con mucha solidaridad, muchos latinos de Chicago, al igual que en otras zonas metropolitanas, han seguido trabajando fuera de sus casas - por tener labores esenciales, como en supermercados, farmacias y hospitales-, y son usuarios del transporte público.

García sostuvo que los demócratas seguirán presionando a favor del proyecto de estímulo económico federal aprobado el pasado 15 de mayo en la Cámara de Representantes de Estados Unidos que puede tener un impacto de por lo menos $20,000 millones en Puerto Rico, a través, principalmente, de asignaciones al gobierno estatal de la Isla.

“Es una respuesta comprensiva a la crisis que afecta el país en materia de salud pública”, dijo, al destacar que puede permitir un cheque familiar de hasta $6,000, la extensión de la asistencia federal de $600 semanales por desempleo, nuevos fondos para hospitales, pruebas de detección del virus y ayuda para el pago de renta.

El líder de la mayoría republicana del Senado, Mitch McConnell (Kentucky), ha descartado ese proyecto de ley, que añadiría $3 billones (trillions en inglés) a los esfuerzos para mitigar los graves daños a la economía que causa la emergencia del coronavirus en EE.UU. y sus territorios. “Creo que va a haber bastante presión” para que tenga que considerarlo, sostuvo García.

El congresista demócrata, cuya esposa es puertorriqueña, advirtió que en general cuando se habla de las familias inmigrantes con alguna persona sin autorización para residir en Estados Unidos, se obvia que en esos núcleos familiares se pagan contribuciones federales, estatales y locales.

“Si en una cada hay tres niños nacidos en Estados Unidos, de ciudadanía norteamericana, el papá es ciudadano (estadounidense) pero la esposa todavía no regulariza su status migratorio, a ninguno de los cinco miembros de esa familia se le puede hacer el pago de los $1,200 o de los $500 (por dependiente)…Tampoco se cubren sus gastos médicos”, sostuvo García.

El legislador federal dijo que urge corregir “estas exclusiones porque solamente una respuesta que incluya a toda la gente que puede ser afectada por la pandemia es la respuesta correcta en una emergencia como la que vivimos en Estados Unidos”.


💬Ver 0 comentarios