Los pequeños llaman llorando a sus padres, ante la separación impuesta por el gobierno de Estados Unidos

Washington— Más de 600 feligreses de la iglesia a la que asiste el secretario estadounidense de Justicia, Jeff Sessions, denunciaron al funcionario por la política de “celo tolerancia” que ha provocado la separación de familias migrantes en la frontera.

Miembros de la Iglesia Metodista Unida de todo el país firmaron una carta en la que acusan a Sessions de abuso de menores, inmoralidad y discriminación racial. También lo fustigan por citar la Biblia en defensa de su política y por difundir doctrinas contrarias, dicen, a la doctrina de la iglesia.

En la carta fechada el lunes, los feligreses dijeron que encerrar a miles de niños en centros de detención masiva y ordenar a los empleados que separen a los menores de sus padres son contrarios al Libro de Disciplina metodista.

Los diarios USA Today y The Washington Post fueron los primeros en informar sobre la carta.


💬Ver 0 comentarios