Imagen de la licencia de conducir de Hannah Roemhild. (AP/Terry Renna)

Miami - Hannah Roemhild, una cantante de opera arrestada el viernes por pasarse controles de seguridad en la residencia de invierno del presidente Donald Trump, se rehusó a acudir este sábado a su primera audiencia en una corte de Palm Beach, en el sur de Florida.

El magistrado Ted Booras programó la audiencia de fianza de la mujer, de 30 años y que reside en Connecticut, para el lunes próximo, en un proceso por el que enfrenta cargos por asalto agravado a un agente de policía y posiblemente cargos federales, según informa el diario local The Palm Beach Post.

Roemhild fue arrestada por las autoridades locales tras traspasar el viernes a bordo de una camioneta negra dos puntos de control de seguridad en Mar-a-Lago, el club social y residencia de Donald Trump en Palm Beach, quien aterrizó en Florida horas después.

En una rueda de prensa ofrecida la tarde del viernes, el alguacil del condado de Palm Beach, Ric Bradshaw, relató que el hecho comenzó la mañana del viernes, cuando las autoridades fueron alertadas sobre una mujer que actuaba "de manera irracional" y "bailaba" encima de un automóvil aparcado en un hotel de Palm Beach.

Cuando un agente de la Patrulla de Carreteras la abordó, la mujer se metió en su vehículo, no abrió la ventanilla al oficial y poco después huyó del sitio a gran velocidad, perseguida por el agente que le perdió el rastro en el tráfico de la ciudad.

Roemhild condujo con dirección sur hasta Mar-a-Lago, donde manejó por encima de dos cercos de seguridad vigilados por agentes policiales, quienes "se apartaron justo a tiempo", según dijo Bradshaw.

El alguacil señaló que al ver que el auto se dirigía hacia la entra principal de Mar-a-Lago los agentes de la Policía local y del Servicio Secreto de EE.UU. se vieron obligados a abrir fuego contra el automóvil, que resultó impactado por las balas pero nadie resultó herido.

Tras los disparos, la mujer logró escapar del lugar y evadir a las autoridades, que se volcaron a su persecución pero le perdieron el rastro.

De acuerdo al diario Miami Herald, Roemhild, manejó a bordo de su vehículo abaleado hasta el Aeropuerto Internacional de Palm Beach, donde recogió a su madre y juntas se dirigieron hasta un hotel local. Ahí, agentes de la Patrulla de Carreteras de Florida finalmente la detuvieron.

Roemhild permanece arrestada en la cárcel del Condado de Palm Beach.


💬Ver 0 comentarios