Rivera Marín especificó que solamente se van a permitir viajes educacionales cuando sean conducentes a un grado académico. (EFE) (semisquare-x3)
Rivera Marín especificó que solamente se van a permitir viajes educacionales cuando sean conducentes a un grado académico. (EFE)

Las más recientes restricciones para viajar a Cuba, publicadas hoy por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos y que entrarán en vigor desde mañana, son “muy altas” y los ciudadanos que planifican una visita a esa isla deberán asegurar que cumplen a cabalidad con los requerimientos federales para su viaje, reiteró hoy el secretario del Departamento de Estado, Luis Gerardo Rivera Marín.

“Por ahora, lo que era tradicionalmente el método de viaje por crucero o ‘people to people’ educacional -que era bien flexible- ya no lo es, así que, si pretende hacer viajes a Cuba, consulte con agentes de viaje especializados en este tipo de destino. Se requiere una licencia del Departamento del Tesoro; si usted no tiene esa licencia, no pague o viaje porque no va a poder lograrlo, o peor, no va a poder regresar”, apuntó el secretario en entrevista con El Nuevo Día.

No obstante, destacó que las personas que para el 5 de junio hayan consolidado alguna transacción para un viaje futuro no deben tener problemas para realizarlo.

“Probablemente hay puertorriqueños que han adquirido boletos para viajar a Cuba, así que lo importante que le podemos decir es que, si usted compró su boleto, tanto el de avión como el pasaje de crucero antes del día de mañana, no va a tener problemas, según las guías publicadas hoy por el Departamento del Tesoro en el Federal Register”, señaló.

Las nuevas guías federales ponen freno a dos de las categorías más utilizadas por puertorriqueños y ciudadanos americanos para viajar al país vecino, que tomaron auge luego que el expresidente Barack Obama eliminó restricciones de viaje de Estados Unidos a Cuba en 2014.

“Ciertamente, esto tiene el motivo de restringir el acceso de divisas de dólares al gobierno cubano, ya que el gobierno de Estados Unidos entiende que no van a ser los ciudadanos americanos los que fortalezcan la economía de Cuba cuando entienden que se está utilizando para exportar su política a Venezuela y Nicaragua”, indicó el secretario, al recordar que la administración de Donald Trump también ha endurecido las restricciones comerciales entre ambos países.

En el caso de los viajes “persona a persona”, los ciudadanos podían llegar a Cuba sin problemas, siempre y cuando probaran que su agenda tenía alguna actividad educativa, que podía ser visitar un museo o tomar una clase de baile. Según Rivera Marín, la mayor cantidad de licencias expedidas por el Tesoro federal se suscribían a esta categoría por su flexibilidad.

Ahora, explicó, solamente se van a permitir viajes educacionales cuando sean conducentes a un grado académico, por lo que las escuelas secundarias, por ejemplo, no podrán realizar expediciones con estudiantes bajo esos criterios.

Permanecen, en cambio, licencias de viaje a Cuba por motivos familiares, de religión, eventos deportivos oficiales, coberturas periodísticas, proyectos humanitarios, y la polémica licencia de “ayuda al pueblo cubano”, entre otras.

Al momento, líneas de cruceros como Royal Caribbean, Carnival o Norwegian, que tienen en agenda itinerarios con paradas en Cuba, no han informado de cambios en sus itinerarios e indicaron a sus clientes en Twitter que, por ahora, evalúan las nuevas normas.

Según Rivera Marín, en los primeros cuatro meses del año, aproximadamente 150,000 personas viajaron a Cuba mediante escalas en cruceros.

Lee aquí la guía del Departamento del Tesoro federal

Restricciones a Cuba by El Nuevo Día on Scribd




💬Ver 0 comentarios