Camuy, en la foto, es uno de los municipios que cuenta con el reconocimiento de Tsunami Ready.

Un total de 46 municipios de Puerto Rico, incluyendo los 44 que ubican en la costa, son Tsunami Ready, lo que quiere decir que alcanzaron ese reconocimiento de parte del Servicio Nacional de Meteorología por sus iniciativas dirigidas a estar mejor preparados para minimizar la pérdida de vida y propiedad durante un evento de tsunami o maremoto.

Así lo confirmó hoy el Negociado para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (Nmead), a través de su portavoz Kiara Hernandez. Los 44 municipios costeros Tsunami Ready son: Aguada, Aguadilla, Añasco, Arecibo, Arroyo, Barceloneta, Cabo Rojo, Camuy, Carolina, Cataño, Ceiba, Culebra, Dorado, Fajardo, Guánica, Guayama, Guayanilla, Guaynabo, Hatillo, Humacao, Isabela, Juana Díaz, Lajas, Loíza, Luquillo, Manatí, Maunabo, Mayagüez, Naguabo, Patillas, Peñuelas, Ponce, Quebradillas, Rincón, Río Grande, Salinas, San Juan, Santa Isabel, Toa Baja, Vega Alta, Vega Baja, Vieques, Yabucoa y Yauco.

A estos pueblos se añaden Bayamón y Canóvanas porque, aun cuando no ubican en la costa, tienen ríos que, cuando suba la marea en caso de un tsunami, el agua podría entrar por el río y afectar comunidades aledañas, explicó la portavoz.

Para ser parte del programa, los municipios deben cumplir con ciertos criterios, como elaborar mapas de las zonas de inundación por maremoto, mapas de desalojo, instalar rótulos que identifiquen las áreas de peligro de tsunami, las rutas de desalojo y los lugares de asamblea, así como tener métodos para diseminar alertas oficiales de vigilancia, advertencia y aviso de tsunami al público. La Red Sísmica de Puerto Rico también informa que estas comunidades deben conducir simulacros de desalojo para todas las escuelas ubicadas en las zonas de inundación por tsunami.

En esta página web de la Red Sísmica, los ciudadanos pueden encontrar los mapas de desalojo de cada uno de los 46 municipios Tsunami Ready. Cada uno incluye información sobre las zonas que deben ser evacuadas, las rutas de desalojo y los lugares de asamblea donde deben congregarse las personas después de ser desalojados.

Aunque todos los municipios en el programa cuentan con mapas de desalojo, son muchos los que tienen sirenas de emergencia que no funcionan. Estas alarmas son para avisar a los ciudadanos si hay alerta de tsunami y deben desalojar.

Según datos de la Red Sísmica de Puerto Rico, de 86 sirenas de emergencia que hay en las costas de toda la isla, 38 no funcionan, mientras que las restantes 48 sí sirven.De acuerdo con el mapa interactivo de la entidad, solo 19 pueblos cuentan con al menos una alarma que funciona: Aguada, Arroyo, Camuy, Dorado, Fajardo, Guánica, Guayama, Guayanilla, Humacao, Juana Díaz, Lajas, Manatí, Mayagüez, Naguabo, Ponce, San Juan, Toa Baja, Vega Alta y Vieques. Los demás municipios que son parte del programa Tsunami Ready tienen alarmas fuera de servicio o carecen de estas sirenas.

En septiembre pasado, el comisionado del Nmead, Carlos Acevedo, había comentado a Primera Hora que decenas de alarmas de maremoto que fueron dañadas por los huracanes Irma y María en 2017 aún esperaban por la llegada de fondos procedentes de reclamaciones a seguros y a la Agencia Federal de Manejo de Emergencias (FEMA, en inglés) para ser reparadas.

Tsunami Ready es un programa voluntario de reconocimiento a la comunidad creado por el Servicio Nacional de Meteorología (SNM) para promover la preparación ante el peligro de tsunami. En Puerto Rico, la Red Sísmica maneja los fondos del National Tsunami Hazard Mitigation Program y del Programa Tsunami Ready, en asociación con la oficina de pronósticos del SNM en San Juan, FEMA, Nmead, las Oficinas Municipales para el Manejo de Emergencias y las comunidades.


💬Ver 0 comentarios