Una masa de aire seco mantiene los cielos despejados por lo que el calor no se acumula durante la noche. (GFR Media)

La noche de ayer resultó ser la más fría, desde las pasadas semanas, con temperaturas por debajo de los 70 grados Fahrenheit en gran parte de la isla, según el Servicio Nacional de Meteorología (SNM).

Aunque no hubo un registro oficial de alguna nueva marca en temperatura mínima, la agencia meteorológica indicó hoy, miércoles, que la disminución en el viento y la llegada de una masa de aire seco permitieron que se registraran ayer temperaturas mínimas tan altas como 75 grados Fahrenheit y tan bajas como 60 grados.

"En general las temperaturas estuvieron frías, porque dominó la masa de aire seco mientras disminuyó el viento. Eso permite que en las noches los cielos estén despejados y, por ende, el calor escapa con mayor facilidad", explicó el meteorólogo Emanuel Rodríguez del SNM.

"Este patrón de noches frías deberá dominar hasta mañana", advirtió.

Algunas temperaturas mínimas registradas por el SNM durante la noche de ayer son las siguientes:

Arecibo - 61 grados Fahrenheit

Aibonito- 63 grados Fahrenheit

Juncos- 64 grados Fahrenheit

Cayey- 60 grados Fahrenheit

San Germán- 61 grados Fahrenheit

San Sebastián- 64 grados Fahrenheit

San Juan- 73 grados Fahrenheit (pero otra estación meteorológica, en este municipio, registró una temperatura mínima de 67)

Ponce- 71 grados Fahrenheit

Aguadilla- 70 grados Fahrenheit

Ceiba- 75 grados Fahrenheit

Según el SNM, las condiciones deberán mantenerse secas y estables con una baja probabilidad en aguaceros como consecuencia de la masa de aire seco que dominará hasta el fin de semana

"Ya la vaguada que nos estaba afectando se retiró y el sistema de alta presión al norte se debilitó, por lo que ahora los aguaceros que se generen deberán ser como producto de la combinación de los efectos locales (brisa marina, calor diurno y humedad)", detalló Rodríguez.

El meteorólogo indicó que en la mañana de hoy los aguaceros que se generen deberán mantenerse entre el este y norte de la isla, mientras que ya en la tarde deberá ser el área suroeste la que reciba la precipitación arrastrada por el viento que sopla del noreste a razón de 15 millas por hora.

"Sin embargo, es importante destacar que la probabilidad de lluvias es baja, quizá ni se generen aguaceros, pero no se pueden descartar", sostuvo Rodríguez.

Peligroso el mar

Aunque las condiciones marítimas han mejorado un poco, aún permanecen algunas advertencias para las áreas costeras del este y norte debido al oleaje que se mantiene de seis a siete pies de altura en aguas del mar abierto en el océano Atlántico.

"Hasta esta tarde tenemos una advertencia para operadores de embarcaciones pequeñas en aguas mar afuera del Atlántico y un riesgo alto de corrientes marinas para las playas de la costa norte y este, incluyendo la isla municipio de Culebra y algunas playas de Vieques. Este riesgo permanece en efecto hasta mañana en la mañana", resaltó el meteorólogo.

Advirtió, a su vez, que la disminución en el oleaje en aguas locales no durará mucho, porque ya en el fin de semana llegará una vaguada y una marejada del norte, por lo que "este break que tenemos de fuerte oleaje volverá a trastocarse".


💬Ver 0 comentarios