Héctor Ríos Maury. (GFR Media)

El presidente de la Universidad de Puerto Rico, Jorge Haddock, anunció que aceptó la renuncia del rector interino de Humacao, Héctor Ríos Maury.

Haddock agradeció el trabajo de Ríos Maury, "a quien le agradecemos su tiempo y dedicación al tomar las riendas de la institución en tiempos difíciles, siendo el campus más afectado por el huracán María, y por haber laborado en el proceso de acreditación, entre otros proyectos institucionales".

Minetras, anunció que el decano interino de Asuntos Académicos, Moisés Cartagena Aponte, fungirá como rector interino a partir del próximo lunes.

"Iniciaremos el proceso de búsqueda y consulta para el nombramiento de rector en propiedad para la UPR en Humacao", añadió.

La salida de Ríos Maury ocurre luego de que esta semana la Hermandad de Empleados Exentos no Docentes (HEEND) de la UPR exigiera su destitución luego que una auditoría realizada en verano revelara irregularidades en el otorgamiento de contratos en la unidad universitaria particularmente tras el paso del huracán María.

El informe de la Oficina de Auditoría Interna se centró en contratos que se firmaron entre noviembre de 2017 y julio de 2018 para realizar labores de impermeabilización de techos, servicios de seguridad, reparación de generadores eléctricos, y suplido de diésel.  Los auditores concluyeron que se violentaron las normativas vigentes de la UPR al contratar dichos servicios ya que, entre otros hallazgos, no se evidenció la solicitud de las cotizaciones necesarias antes de seleccionar un suplidor, no se realizaron subastas para trabajos de mejoras permanentes, se firmaron acuerdos posterior al inicio de los trabajos, se acordó emitir pagos por adelantado, y no se incluyeron en el proceso de evaluación o supervisión a las oficinas con el peritaje requerido.

Por ejemplo, se determinó que el recinto humacaeño pagó un excedente de $93,402.90 por servicios de seguridad por labores rendidas que no fueron contempladas en el contrato original, a pesar que fue enmendado. Asimismo, el rector interino otorgó contratos por cuantías mayores a $100,000 sin la aprobación del entonces presidente interino de la UPR, Darrel Hillman, lo que va en contra de certificaciones aprobadas por la Junta de Gobierno de la UPR.

La auditoría surgió a raíz de una querella presentada contra Ríos Maury, la cual además incluía denuncias por irregularidades en la contratación de personal, incumplimiento con tareas docentes e uso indebido de vehículos oficiales que no fueron incluidas en el informe.


💬Ver 0 comentarios