Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

El Tribunal Supremo denegó de forma parcial la petición de transmitir por medios electrónicos y visuales la vista en la que ese foro evaluará la forma de llevar a cabo el escrutinio de los votos emitidos durante las pasadas primarias.

La petición de transmitir, grabar en vídeo y poder tomar fotografías durante la vista oral que se celebrará mañana fue hecha ayer al alto foro judicial por los principales medios de noticias y gremios periodísticos del país, incluidos El Nuevo Día, la Asociación de Fotoperiodistas, la Asociación de Periodistas de Puerto Rico (Asppro) y el Overseas Press Club (OPC).

El Tribunal Supremo, en una resolución emitida temprano anoche, sí permitió el acceso de las cámaras a la vista de mañana, aunque solo durante los primeros cinco minutos de la sesión. Transcurrido ese periodo se decretará un receso “para permitir que los fotoperiodistas puedan desalojar el salón”, dice la resolución.

La secretaria del tribunal grabará el audio de la vista y se publicará dicha grabación en el portal de internet de la Rama Judicial, donde deberá estar disponible para el público a más tardar una hora luego de concluida la sesión, según la resolución del Supremo.

En las salas de justicia de los tribunales del país, desde las municipales hasta las del Tribunal Supremo, está prohibida la presencia y uso de cámaras de cualquier tipo, ya que según el canon 15 de los Cánones de Ética Judicial dicha actividad “resta dignidad al tribunal, puede distraer al testigo que esté prestando testimonio y puede obstaculizar el logro de un juicio imparcial”.

La vista sobre el escrutinio del voto primarista “constituye un evento de trascendental importancia para la institucionalidad electoral y democrática del país”, puntualizó la petición suscrita por Luis Rolón, líder de los fotoperiodistas, y José Ismael Fernández, presidente del Taller de Fotoperiodismo, y avalada también por las principales televisoras y radioemisoras de la Isla.

Rolón y Fernández interpretaron la decisión como “un primer paso”, mientras que el presidente de la Asppro, Rafael Lenín López, se mostró sorprendido y señaló que era “lamentable”.

“Entendemos que es una oportunidad histórica para demostrar el rol de la imagen como fuente de información para el país y como herramienta para fortalecer la democracia”, dijo Rolón.

“Pienso que es un primer paso en la dirección correcta en cuanto a la claridad que deben tener los tribunales ante el pueblo y la apertura que han reclamado públicamente dos jueces del propio Tribunal Supremo”, dijo Fernández. El fotoperiodista se refirió a que Rafael Martínez Torres, en su mensaje al juramentar como juez asociado en 2009 y más recientemente el juez Eric V. Kolthoff, en una columna periodística, han favorecido abrir los tribunales a las cámaras de fotos y de vídeos.

Por su parte, López recordó que el pedido fue que los fotoperiodistas pudieran cubrir toda la vista.

“El público merece escuchar y observar de primera mano lo que ocurre”, dijo López.

“Nos sorprende porque entendíamos que había otro ánimo del tribunal sobre este tema, pero ahora nos pone en posición de aumentar nuestro esfuerzo para que (el Tribunal Supremo) entienda la importancia de derogar el canon 15 que prohíbe la entrada de las cámaras”, agregó el periodista.

Los gremios periodísticos tienen reuniones pautadas con la Rama Judicial para evaluar el acceso de las cámaras.