Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

Las medidas atienden a empleados públicos privados y por cuenta propia. (GFR Media)
Las medidas atienden a empleados públicos privados y por cuenta propia. (GFR Media)

La gobernadora Wanda Vázquez Garced anunció este lunes, un paquete de alivio para compensar el impacto del cierre de comercios y el toque de queda impuesto para evitar la propagación del coronavirus (COVID-19) en Puerto Rico.

A continuación presentamos las medidas que contiene el plan de estímulo:

Salarios

Se continuará pagando el salario de 134,200 empleados públicos y se solicita a los ayuntamientos que hagan lo propio con 51,500 empleados municipales.

Incentivos 

Se dará un alivio de $500 a trabajadores por cuenta propia. Se estima que beneficiará a 170,000 personas.

Toda pequeña y mediana empresa con 50 empleados o menos y que no cualifiquen para ayudas federales, recibirá un alivio de $1,500.

Se otorgará un bono a los trabajadores de la salud, respuesta de emergencia y seguridad pública, con los siguientes montos:

- Personal de enfermería - $4,000

- Técnico de salud -$2,500

- Personal de respuesta - $4,000

- Policías, bomberos y oficiales de custodia - $3,500

Agua, luz y peaje

Se suspende el pago de peajes durante el periodo de la emergencia.

No habrá suspensión de servicio eléctrico o agua durante la emergencia.

Pago por desempleo

Aumento en el beneficio por desempleo para trabajadores afectados, incluyendo a quienes trabajan por cuenta propia y quienes no tienen licencias acumuladas en sus lugares de trabajo.

Alivio contributivo

Se extiende hasta el 15 de julio, los pagos de contribución sobre ingresos.

Se suspende el cobro del Impuesto a la Venta y Uso (IVU) en muelles y en los puntos de reventa por tres meses.

Se suspende la retención de 10% en el origen en contratos de servicios profesionales por tres meses.

Se libera el pago de penalidades si los comercios se retrasan en el envío del IVU al Departamento de Hacienda y también el pago de la contribución estimada para trabajadores por cuenta propia.

Moratorias

Bancos y cooperativas otorgarán una moratoria de 90 días a todos los clientes que así lo necesiten en hipotecas, así como en préstamos de auto, personales y tarjetas de crédito.

La gobernadora aclaró que las moratorias se harán disponibles para aquellos clientes que las necesiten. Esto quiere decir que las mismas no se otorgarán de manera automática. 

El Nuevo Día supo que durante los próximos días los bancos emitirán reglas específicas que detallarán los criterios de elegibilidad que usarán para otorgar las moratorias.