E alcalde de Vega Altal, Oscar Santiago, tiene 20 días para presentar su defensa a las alegaciones de la querella, tras un referido por la Legislatura Municipal.
E alcalde de Vega Altal, Oscar Santiago, tiene 20 días para presentar su defensa a las alegaciones de la querella, tras un referido por la Legislatura Municipal. (Juan Luis Martínez Pérez)

La Oficina de Ética Gubernamental (OEG) presentó una querella contra Oscar Santiago, exalcalde de Vega Alta, por supuestamente permitir que un comerciante usara una propiedad de ese municipio para obtener un beneficio personal no permitido por ley.

A Santiago se le imputa haber permitido que la propiedad pública fuera usada por Bernardo Rosendo Santos para su negocio de reparación de embarcaciones o botes de motores tipo “outboard” en Puerto Rico, bajo el nombre de BR Boat Repair.

En la querella se alega que después de una carta enviada por Rosendo Santos al entonces alcalde para rentar un local, sostuvo una reunión con el exfuncionario y acordaron que usara el local conocido como la “Antigua Biblioteca de Vega Alta, ubicada al lado del residencial Francisco Vega Sánchez.

Allí estuvo desde marzo hasta agosto de 2018 y “no le pagaba renta al Municipio por el lugar”, indica la querella.

Cuando fue informado de que tendría que salir de allí porque lo usarían para la Junta de Inscripción Permanente, le reclamó a Santiago, quien lo pasó a otra instalación.

“Puchito tranquilo que tú vas para la Fábrica del Morro”, cita la querella las alegadas palabras del exalcalde.

Según la querella, esa propiedad cuenta con una estructura grande, tipo almacén o hangar, que el Municipio de Vega Alta compró a la compañía Borinquen Corp. por $1.7 millones.

Rosendo Santos “ocupó las instalaciones municipales por espacio de más de un año sin un contrato de arrendamiento con el Municipio y sin el pago de renta”, alega la denuncia.

También señala que el Municipio le proveía servicio de seguridad las 24 horas del día “pagando con fondos públicos”.

Entonces, para el 29 de abril de 2019, la Legislatura Municipal de Vega Alta refirió el asunto a la OEG.

Posteriormente, agregó la querella, Santiago presentó un proyecto de ordenanza para pedirle a la legislatura que se autorizara a firmar un acuerdo con BR Boat Repair que le permita usar la instalación del “Morro” para brindar el servicio de reparación a la Unidad Marítima de la Policía Municipal de Vega Alta sin costo alguno.

La Legislatura Municipal rechazó la propuesta y el 2 de julio de 2019 el exalcalde solicitó al empresario que se fuera de la propiedad.

La querella alega que Santiago incurrió en un “acto ilegal” al permitir el uso de la propiedad sin que mediara una subasta o contrato, y sin el cobro de renta.

El querellante solicitó una multa de $20,000 por cada infracción. Santiago tiene 20 días para contestar las alegaciones.

💬Ver comentarios