De acuerdo con la investigación de casos, el 80% de los diagnósticos fueron sintomáticos (Ramón “Tonito” Zayas)

Los espacios de trabajo presencial, los centros comerciales, restaurantes, aeropuerto y centros de congregación religiosos figuran como las cinco categorías de lugares que principalmente visitaron los casos positivos de COVID-19 durante los 14 días previos a su diagnóstico durante el mes de abril, sostiene un nuevo informe del Sistema Municipal de Investigación de Casos y Rastreo de Contactos (SMICRC), adscrito al Departamento de Salud.

El informe con fecha del domingo, 2 de mayo, está basado en el diagnóstico de 23,487 personas en Puerto Rico entre 1ro de abril y el 28 de abril, de las cuales 21,143 fueron entrevistadas por los investigadores del Sistema y 16,833 proveyeron información sobre los lugares de exposición al virus.

“En la entrevista, 943 casos informaron ser trabajadores de Trabajado Manual, aunque no necesariamente proporcionan información adicional en cuanto a haber estado en funciones en los días anteriores a su diagnóstico. La prevalencia de este sector gira en torno mayormente supermercados, Costco, Walmart, Econo, fábricas, barberías, construcción y otros”, detalló el informe. La categoría de “trabajo manual” figura con el mayor número de menciones.

Los trabajos de gobierno también se encuentran entre las categorías más mencionadas como lugares de exposición previo al diagnóstico. La prevalencia de este sector gira en torno a los trabajadores en municipios, agencias gubernamentales como el Departamento de la Familia, Departamento del Trabajo, Hacienda, Obras Públicas y otros, destacó el informe.

De acuerdo con la investigación de casos, el 80% de los diagnósticos fueron sintomáticos, en los que el dolor de cabeza, la tos y la congestión nasal fueron los síntomas más comunes reportados, seguidos por dolor muscular, fiebre y fatiga.

Por otro lado, el Sistema Municipal de Investigación de Casos y Rastreo de Contactos detectó 446 brotes entre el 27 de marzo y el 27 de abril, en 54 municipios. Esa cantidad casi cuatriplica los 123 brotes reportados en un informe anterior, con datos del 28 de febrero al 31 de marzo, aunque en aquella ocasión solo 29 municipios realizaron el reporte de brotes.

Un brote es definido por Salud como “dos personas o más que han sido diagnosticados como COVID-19 positivo y tienen un enlace epidemiológico en tiempo y espacio”. Del total de 446 brotes, al momento de la publicación del informe había 236 abiertos y 210 cerrados. Un brote abierto significa que la investigación sobre el mismo sigue activa, mientras que un brote cerrado quiere decir que la investigación culminó.

“Los brotes reportados en este informe representan un 2% de casos totales investigados por el sistema en el periodo considerado”, enfatiza el informe.

En cuanto a los brotes reportados, el mayor porcentaje corresponde a los que tienen un origen familiar, alcanzando el 63% de la incidencia. Le siguen los brotes familiares comunitarios (16%), familiar-laboral (7%), escenario mixto (5%), social (5%), laboral (2%) y viajeros (2%).

Aumenta el número de vacunados diagnosticados

Por otro lado, el informe sostiene que 678 personas fueron diagnosticadas con el coronavirus luego de los 14 días de haber completado todas las dosis concernientes a la vacuna contemplada, entiéndase las dos dosis de las vacunas de Pfizer o Moderna, o la dosis única de la vacuna de Janssen. En el informe del 19 de abril, esta categoría había reportado 286 casos.

El informe detalla, además, 1,971 casos “prematuramente contagiados”, que contempla aquellos cuyo diagnóstico se registró en los primeros 14 días de la aplicación de su primera dosis, sin distinción de manufacturera de la vacuna.

De igual modo, evidencia 1,426 casos “parcialmente inmunizados”, que contempla aquellos cuyo diagnóstico se registra luego de los 14 días de su primera dosis, pero antes de los primeros 14 días de la aplicación de una segunda dosis, de ser necesaria. En estas últimas dos categorías, en informe anterior reflejaba 1,060 y 700 casos, respectivamente.

De acuerdo con la base de datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés), en Puerto Rico 1,241,095 residentes han recibido al menos una dosis de vacuna, mientras 814,971 completaron su serie de vacunación. La meta para lograr la inmunidad de rebaño en la isla es vacunar, por lo menos, el 70% de los 2.7 millones de residentes en edades autorizadas para la vacuna, estima Salud.

💬Ver comentarios