La primera semana de beneficios adicionales que podrían reclamar es la del 2 de enero de 2021. (Archivo)

El Departamento del Trabajo y Recursos Humanos (DTRH) confirmó este jueves que la extensión del Programa de Asistencia de Desempleo Pandémico (PUA, por sus siglas en inglés) ya está disponible, por lo que las personas que reciben este beneficio podrán continuar realizando sus reclamaciones y recibir la compensación de $300 adicionales por 11 semanas.

Según el secretario de la agencia, Carlos Rivera Santiago, los ciudadanos pueden acceder desde hoy a la plataforma cibernética del PUA y hacer sus reclamaciones. Estas se realizarían desde la primera semana de enero hasta marzo.

“Ciertamente esto traerá un alivio económico para todos los trabajadores por cuenta propia que reciben este beneficio que culminará en los próximos meses según adelantó el gobierno federal. La primera semana de beneficios adicionales que podrían reclamar es la del 2 de enero de 2021 y la última semana de la extensión de esta compensación será el 13 de marzo de 2021. En el caso de que el reclamante aún tenga beneficios disponibles, podría continuar reclamando hasta la semana que termina el 10 de abril de 2021”, estableció el funcionario en un comunicado de prensa.

Añadió que un grupo de beneficiarios que han realizado el trámite y mantienen registrado su depósito directo, verán reflejado en sus cuentas bancarias el pago que asciende hasta el momento a unos $10 millones.

Mientras, la agencia trabaja con el contratista a cargo del sistema que tramita las reclamaciones de la compensación por el Seguro por Desempleo para que la programación del nuevo paquete económico esté disponible.

“Estamos trabajando la actualización del sistema, esperamos próximamente realizar el anuncio para que los reclamantes de Desempleo se beneficien de estas compensaciones al igual que los reclamantes de PUA”, aseguró.

Los $300 adicionales para los beneficiarios del PUA son parte del proyecto de estímulo económico que aprobó el Congreso de Estados Unidos por la pandemia del COVID-19.

La medida también incluye cheques de $600 para la mayoría de los ciudadanos de la isla que serían entregados una vez el gobierno federal autorice el plan de distribución del Departamento de Hacienda.