El expresidente del Consejo Europeo Donald Tusk. (AP)

Varsovia - El expresidente del Consejo Europeo Donald Tusk llamó el martes a boicotear las elecciones presidenciales en su natal Polonia, alegando que la votación propuesta por el gobierno conlleva riesgos para la salud en medio de la pandemia de COVID-19 y que no satisfaría los estándares democráticos para unos comicios libres y transparentes.

Tusk, que fue primer ministro de Polonia de 2007 a 2014, dijo en un video publicado en Twitter que él no participará “en la votación” para las elecciones del 10 de mayo. Dijo que la votación promovida por el gobernante partido derechista “no tiene nada que ver con una elección”.

El gobernante partido Ley y Justicia está presionando para que los comicios se realicen como estaba planeado, argumentando que pudiera realizarse una votación por correo de forma segura. Ley y Justicia respalda la reelección del presidente Andrzej Duda, que encabeza las encuestas.

La candidata de la centrista Plataforma Cívica fundada por Tusk, Malgorzata Kidawa-Blonska, dijo también que no participaría en los comicios.

Pese a la determinación del partido de gobierno, las elecciones pudieran verse aplazadas. Una propuesta de ley para regular las votaciones por medio del correo está pendiente en el Senado y pudiera no ser sometida a votación hasta el 17 de mayo. La oposición y una facción del partido en el gobierno están conversando sobre un posible aplazamiento.

El Parlamento Europeo y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) han expresado su oposición a la realización de comicios durante una pandemia.

Los influyentes obispos católicos en Polonia emitieron un cuidadoso pedido al partido Ley y Justicia y los partidos opositores, recomendando que busquen “soluciones a través del diálogo que no generen dudas legales” y respeten los principios democráticos “de elecciones libres y honestas”.


💬Ver 0 comentarios