Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Juan Francisco Rivas residente de la colonia Las Brisas, quien habita cerca de la rivera del rio Choluteca, sale a monitorear el caudal para comenzar a evacuar su vivienda por el eventual desbordamiento del rio, este lunes en Tegucigalpa. (Agencia EFE)

Panamá - La muerte y destrucción causadas por el paso en menos de dos semanas de los potentes huracanes Eta e Iota por Centroamérica, con especial afectación en Honduras, demuestran que la financiación por riesgos de desastres climáticos “no se asigna donde más se necesita”, dijo la Cruz Roja Internacional.