Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 90 días.

En esta foto del 7 de mayo del 2018 se ve a Da Mao, un panda macho adulto, en su recinto en el zoológico de Calgary, Canadá. (Archivo / AP)
En esta foto del 7 de mayo del 2018 se ve a Da Mao, un panda macho adulto, en su recinto en el zoológico de Calgary, Canadá. (Archivo / AP)

Un zoológico canadiense devolverá a China dos pandas en préstamo por falta de bambú para alimentarlos. El presidente del zoológico de Calgary explicó que la falta de vuelos por la pandemia de coronavirus le impide conseguir bambú fresco.

Los pandas gigantes tienen requerimientos nutricionales únicos y 99% de su dieta está compuesta de bambú. Cada adulto consume unos 40 kilogramos diarios. Er Shun y Da Mao arribaron a Calgary en 2018 tras pasar cinco años en el zoológico de Toronto y se iban a quedar en la ciudad de Alberta hasta 2023.

El presidente del zoológico de Calgary, Clement Lanthier, dijo esta semana que la instalación pasó meses tratando de superar las barreras de transporte para adquirir bambú fresco y decidió que era mejor para los animales estar en China, donde su principal fuente de alimentos es abundante.

“Lo importante son los animales. A fin de cuentas, no podemos pretender que cuidamos a los animales si no tomamos esas decisiones difíciles”, dijo Lanthier. “Creemos que el mejor lugar y el más seguro para Er Shun y Da Mao durante estos tiempos difíciles y sin precedentes es donde el bambú abunda y es de fácil acceso”.

Lanthier dijo que el zoológico tenía planes de contingencia para un suministro constante de bambú fresco, pero que los límites de vuelos procedentes de China fueron el primer problema. Transportar más de California resultó igualmente difícil.

“Cada semana, cada 10 días, hay más y más problemas para traer bambú a Calgary. El riesgo es inaceptable. No queremos imponer ese riesgo para la salud y el bienestar de los pandas”, afirmó Lanthier.

Dijo que a los animales no les gusta cierto tipo de bambú y que otros suministros que llegaron habían expirado. El director dijo que la noticia sorprendió al gobierno chino. En otras localidades donde son exhibidos pandas —como Francia, España y partes de Asia— el bambú es cultivado localmente.

Lanthier dijo que los pandas habían sido una de las mayores atracciones en el zoológico en Calgary, pero que la decisión no podía basarse en negocios. “Está basada en el bienestar de los animales. No puedo imaginarme si un día, dos o tres días seguidos, no puedo proveer el bambú. Sería catastrófico”.