La adolescente se encuentra recluida en el Hospital Pediátrico del Centro Médico, en Río Piedras. (GFR Media) (semisquare-x3)
La adolescente se encuentra recluida en el Hospital Pediátrico del Centro Médico, en Río Piedras. (GFR Media)

El Departamento de la Familia confirmó hoy, martes, que asumió la custodia provisional de la menor de 13 años residente en Cabo Rojo que fue víctima el pasado sábado de un brutal ataque por parte de un joven de 19 años que le prendió en fuego y la dejó con quemaduras en 90% de su cuerpo.

La secretaria de la Familia, Glorimar Andújar Matos, confirmó que la jueza del Tribunal de Mayagüez, Angie Acosta, otorgó la custodia provisional anoche al departamento para proteger a la menor.

Mientras, se les autorizó a los hermanos de la víctima de 12 y 16 años a permanecer con un recurso familiar identificado por el departamento.

 “Entendemos que, debido a la gravedad del incidente, el curso a tomar era remover a estos menores y ubicarlos con recursos seguros y donde no corran ningún tipo de riesgos en el transcurso de la investigación”, añadió.

Según las autoridades, Wilson Javier Meléndez Bonilla, imputado de los hechos, irrumpió en la residencia de la adolescente en el sector de Las Quebradas del barrio Monte Grande. Allí roció a la víctima con gasolina y, utilizando un encendedor, le prendió fuego. De acuerdo a las autoridades, Meléndez Bonilla, que fue ingresado en la cárcel Las Cucharas de Ponce tras no poder prestar una fianza de $3.5 millones, sostuvo en algún momento una relación con la menor.

Andújar Matos informó que la menor permanece recluida en estado de cuidado en una institución hospitalaria, donde actualmente tiene las visitas restringidas y permanece bajo el cuidado médico.

“Continuaremos pendientes a su estado de salud y atendiendo las necesidades de los menores.  El departamento aprobó la asistencia de una ama de llaves una vez la menor sea trasladada fuera de cuidado intensivo”, agregó.

El lunes el Departamento de Justicia le radicó siete cargos a Meléndez Bonilla por quemar a la menor en el sector de Las Quebradas del barrio Monte Grande del mencionado municipio. Los cargos fueron por tentativa de asesinato, agresión sexual, escalamiento agravado, incendio agravado, así como por maltrato de animales tras provocar quemaduras a un perro.

El juez Ángel M. López Irizarry, del Tribunal de Primera Instancia de Mayagüez, encontró causa para su arresto.

La madre de la menor, Nanette Martínez Camacho, de 34 años, también sufrió quemaduras como parte del ataque al tratar de ayudarla. Un hermano de la víctima, de 12 años, también se vio afectado por el acto.


💬Ver 0 comentarios