Janer Román aseguró que la Policía cuenta con el arsenal necesario para equipar todos los vehículos. “Tenemos la habilidad de asignar armas largas para todas las patrullas que salgan a la calle”, afirmó. (GFR Media/Archivo)

Los vehículos de patrullaje del Negociado de la Policía estarán equipados con un arma larga no menor de calibre .223, confirmó este domingo el secretario del Departamento de Seguridad Pública (DSP), Pedro J. Janer Román.

“Mi propósito detrás de esa directriz fue darles a los agentes de la Policía que salen a la calle todos los días, una herramienta más para combatir el crimen”, manifestó el titular en respuesta a preguntas de El Nuevo Día.

“Cuando un agente de ley y orden se enfrenta a una amenaza debe tener la habilidad de responder de la misma manera. Ya nosotros todos hemos visto que en la calle el tipo de armamento que hay es superior a lo que la Policía carga en estos días”, argumentó sobre los aspectos que consideró para emitir la orden.

La directriz respecto al uso de armas largas surgió al amparo del Artículo 1.05 de la Ley 20-2017, según enmendada y aplica a todo vehículo que esté en función de patrullaje, esté o no rotulado. “Es una herramienta más que yo tengo la habilidad de proveerle a ellos (los policías) para que hagan su trabajo y como ciudadanos que son, que lleguen a sus casas todos los días”, dijo el titular del DSP sobre la determinación.

Janer Román aseguró que la Policía cuenta con el arsenal necesario para equipar todos los vehículos. “Tenemos la habilidad de asignar armas largas para todas las patrullas que salgan a la calle”, afirmó.

El secretario explicó que los agentes de la Uniformada reciben un adiestramiento básico para manejo de armas largas en la Academia de la Policía, y que aproximadamente cada tres meses regresan a la Academia para cualificaciones mandatorias con su arma de reglamento, escopetas y rifles “de más alto calibre”.

La orden que fue emitida el 2 de enero establece que “todo el personal estará debidamente adiestrado, según disponen las leyes y reglamentos del Negociado de la Policía, y con sujeción a las disposiciones del Acuerdo Sostenible para la Reforma de la Policía de Puerto Rico”.

Janer Román argumentó que la directriz no conflige con la Reforma “porque es parte del armamento que se le asigna a la Policía, que está disponible para que la Policía maneje durante sus horas de servicio”.

La determinación surge en medio de un violento inicio de año 2020, con 12 asesinatos registrados en los primeros cinco días, un aumento de cinco en comparación con 2019 a esta misma fecha según cifras de la Policía.

“En el pasado quizás por alguna u otra razón no se ha observado esa práctica, pero este servidor va a empujar todo lo que tenga que ver con agilizar la labor de la Policía, proveer esas herramientas que ellos necesitan para mantener al público seguro y defenderse”, afirmó el secretario del DSP.

La reportera Leysa Caro González colaboró en esta historia.


💬Ver 0 comentarios