Luis M. Baquero

Punto de vista

Por Luis M. Baquero
💬

¿Dónde están las escuelas?

En los pasados años las escuelas públicas en Puerto Rico han sufrido los embates del huracán María en el año 2017, los cierres de cientos de aulas escolares como parte de la consolidación de planteles por la baja en el número de estudiantes y, a inicios de este año, el impacto de la secuencia de movimientos telúricos en las deterioradas estructuras, que nos demostraron su vulnerabilidad ante posibles terremotos en los próximos años. 

A pesar de todo este panorama de peligro inminente, nuestros gobernantes, alcaldes y demás líderes políticos y magisteriales no han respondido a la sencilla pregunta, ¿dónde están nuestras escuelas?  Tomando como ejemplo la ciudad de Mayagüez, lo que podemos responder evidencia una clara falta de visión de futuro, así como ausencia de integración de los municipios y el Departamento de Educación en definir cuáles deben ser las escuelas en operación y dónde deben estar localizadas. 

En la Sultana del Oeste, por ejemplo, fueron cerradas las cuatro principales e históricas escuelas elementales en el centro urbano de la ciudad y al norte de la carretera número dos, hasta donde no llegaría un tsunami en caso de un terremoto similar al de 1918. Esto no fuera tan grave si no es porque las principales cuatro escuelas que están frente o cerca de la costa playera de la ciudad sí fueron dejadas abiertas y a merced de futuros embates del mar o afectadas por el crecimiento del nivel del mar.  

La posibilidad de reabrir las escuelas cerradas, abandonadas y que hoy son establos de caballos ha sido planteada para responder a los peligros de los movimientos telúricos, pero esta decisión de rehabilitar las aulas requiere una visión integral de las escuelas en la sociedad del futuro, la planificación de las ciudades, la participación de los municipios en la planificación urbana y las proyecciones futuras del sistema público de educación, algo que es muy difícil de lograr. Si tiene duda, considere que hay más de 200 escuelas cerradas y la alternativa para reanudar clases ha sido el uso de toldos para una respuesta inmediata. Nuestra pregunta que debe ser respondida es ¿dónde estarán las escuelas del futuro? 


Otras columnas de Luis M. Baquero

sábado, 18 de abril de 2020

China: la economía perdedora por la pandemia

Contrario a mostrarse como una nación integrada y colaboradora, China ha tomado el camino de aislarse e iniciar una campaña de desinformación, escribe Luis M. Baquero Rosas

martes, 24 de marzo de 2020

Educación universitaria virtual: una nueva realidad

Urge crear políticas que permitan a todos los estudiantes, profesores, hogares y ciudadanos tener acceso a servicios de telecomunicaciones confiables y asequibles, dice Luis M. Baquero Rosas