Silverio Pérez

Punto de vista

Por Silverio Pérez
💬

Esos marzos azules

Desde que en 1582 al papa Gregorio XIII le dio con cambiar el calendario juliano, que tenía un margen de error de 11 minutos y 14 segundos que a lo largo de los años sacaría de época la Semana Santa, es el calendario gregoriano el que nos rige. Es fascinante que al escudriñar en el calendario hay situaciones que se repiten, que algún mensaje llevará a quién quiera atenderlo. 

El 13 de marzo de 2017, el bisoño gobernante Ricardo Rosselló Nevares realizó una actividad en el Jardín Hundido de La Fortaleza para anunciar, rodeado de decenas de funcionarios de su gobierno, que se había logrado el primer Plan Fiscal que sacaría a Puerto Rico de la quiebra. Dos días después destituyó a los miembros de la Comisión para la Auditoría de la Deuda, pues según él ya no era necesaria. 

En el 2018, un 14 de marzo se dieron a conocer los multimillonarios contratos con Whitefish y Cobra, mientras la rama legislativa gastaba $50 millones en consultores y la rama ejecutiva hacía lo mismo diez veces más. Días después se dieron a conocer los sueldos estratosféricos de varios funcionarios de gobierno, entre ellos el de la secretaria de Educación, Julia Keleher.

Marzo de 2019 no fue distinto. El cuarto día de ese mes Ricardo Rosselló anunció que aspiraría a la candidatura a la gobernación para el 2020. Dos días después, la Universidad de Harvard y la de Georgetown concluyeron que los muertos por el huracán María ascendían a cerca de 3,000, no a 64 como sostenía el gobierno. El mes terminó con las declaraciones de Rosselló ofreciéndole un puño en la boca Donald Trump si seguía “buleando” a Puerto Rico.

La gobernadora Wanda Vázquez decidió que marzo también sería un mes para la historia. El día 8 llegó a Puerto Rico el crucero Costa Luminosa, al que se le había negado el desembarco en Jamaica pues traía pasajeros de Italia, epicentro del coronavirus en aquel momento. No solo los pasajeros caminaron a sus anchas por San Juan, sino que la directora de Turismo, Carla Campos, subió al crucero a entregar una placa de reconocimiento. Dos días después se confirmó que una de las pasajeras del Costa Luminosa se convertía en el primer caso positivo del virus en Puerto Rico; también resultó ser la primera muerte por el COVID-19 en el país. 

El 15 de marzo, sabiamente, la gobernadora decretó un toque de queda. Pero de ahí en adelante las decisiones no fueron tan sabias. El 12 de marzo, Adil Rosa, secretaria auxiliar de Salud, solicitó la compra de pruebas rápidas para detectar el virus. Al otro día, renunció el secretario de Salud, Rafael Rodríguez porque no daba pie con bola en las conferencias de prensa. Lo sustituyó la doctora Concepción Quiñones. El 19, Adil Rosa llamó a Ricardo Vázquez, de 313 LLC, compañía de la cual era socio Juan Suárez Lemus, activista del PNP, para pedir cotizaciones para las pruebas. El 20, se le compraron 1,500 pruebas rápidas. 

El 22 de marzo, Juan Maldonado, ¬-el que salió de la ATM por la lancha que alquiló para una boda de unos ricos mientras la gente en Vieques no tenía transportación adecuada- le envió un texto al doctor Segundo Rodríguez Quilinchini, -rector del Recinto de Ciencias Médicas y donante generoso de las campañas del PNP- referido por Tito Laureano, otro activista del PNP con contratos en el Recinto, para ofrecerle pruebas para el coronavirus, aunque la compañía Apex solo se dedicaba a la construcción. El 25 de marzo Apex cotizó $42 millones por traer un millón de pruebas, pero si le adelantaban $19 millones, bajaba la cotización a $38 millones.  

El 26 de marzo renunció la secretaria interina de Salud, Concepción Quiñones, pero ese día se aprobó el contrato de Apex. El 27 se le depositaron los $19 millones de adelanto que pedía. Las pruebas nunca llegaron. Ustedes conocen el resto de la historia.

Si el PNP gana la gobernación el próximo noviembre, le aconsejo a quien gane, que se salte el mes de marzo de 2021; o que haga las cosas bien.




Otras columnas de Silverio Pérez

martes, 7 de julio de 2020

Puerto Rico: sin prudencia ni balance

Las primarias a celebrarse el 9 de agosto próximo hacen que algunos políticos pierdan la prudencia y el balance, escribe Silverio Pérez

lunes, 22 de junio de 2020

La nube que nos arropa en Puerto Rico

La firma del Código Electoral por la gobernadora, tras prometer que no lo avalaría sin el consenso partidista, lanza sobre el deteriorado clima electoral de Puerto Rico una nube más densa que la del Sahara, declara Silverio Pérez

martes, 26 de mayo de 2020

Ese 2 de agosto de victoria cívica

Silverio Pérez propone que se declare el 2 de agosto Día de la Acción Cívica para celebrar el triunfo cívico y las lecciones del verano del 19