Luis A Haddock III Soto

Punto de vista

Por Luis A Haddock III Soto
💬

¿Puede propagarse el COVID-19 cuando las personas no presenten síntomas?

Ciertos tipos de virus, como el polio y el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), pueden atravesar etapas asintomáticas y aún así ser transmitidos a personas sanas. Este tipo de contagio asintomático es también el caso del coronavirus (SARS-CoV-2) que causa la enfermedad conocida como COVID-19. ¿Cómo se propaga el virus aún cuando las personas no presenten síntomas?

Una vez el virus entra en contacto con un individuo sano, se inserta en células de nuestra vía respiratoria y utiliza algunos componentes celulares para facilitar su multiplicación. Cuando las copias del nuevo virus han sido ensambladas, es expulsado de la célula, y de ahí puede ser transportado fuera del cuerpo médiate microgotas o permanecer infectando otras células. 

Antes de mostrar síntomas, una persona infectada puede continuar transmitiendo el virus al estornudar o toser de forma natural. Esto causa que individuos infectados y asintomáticos pasen desapercibidos y se arriesgue la seguridad y la salud del resto de la comunidad con la que tengan contacto. Esto en parte es lo que contribuye a la transmisión o contagio comunitario, en el que las personas se infectan con el virus, pero no saben quién los contagió.

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), para el 17 de marzo de 2020 se habían reportado aproximadamente 195,000 casos y más de 7,900 muertes por este coronavirus a nivel mundial. La presencia de los síntomas característicos del COVID-19 permite una identificación preliminar de individuos infectados y facilita el aislamiento temprano para disminuir la propagación del virus a las demás personas en la comunidad. 

Estudios han demostrado que la principal ruta de propagación del SARS-CoV-2 es mediante las microgotas producidas al estornudar o toser. La partícula del virus queda suspendida en estas microgotas producidas por individuos infectados, permanecen en el aire por un periodo y luego pueden transportarse hasta un individuo sano e infectarlo.

Debido al costo y la disponibilidad limitada de pruebas de detección para el COVID-19, las personas asintomáticas, por lo regular, no son examinadas para detectar el virus a tiempo. Esto respalda la decisión de los CDC, el gobierno local, epidemiólogos y de expertos en salud pública de recomendar distanciamiento social para reducir la propagación del COVID-19. La cancelación de eventos masivos, la restricción en viajes, la desinfección continua de superficies y el constante lavado de manos son la solución ideal para contribuir al control de la propagación del COVID-19, especialmente cuando se han comenzado a confirmar casos de transmisión asintomática.

Para asegurar el bienestar de todos, es imperativo que cada ciudadano siga las recomendaciones que sugieren los expertos y no retar las decisiones de las autoridades, principalmente cuando se trata de velar por la seguridad de nuestra comunidad.